Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Aborto, fruto de la ignorancia

María Fernández (Valladolid)
Redacción
sábado, 21 de febrero de 2009, 03:47 h (CET)
"¿Acaso puede olvidar una madre al hijo de sus entrañas?" Se hace realidad en cualquier madre, incluso en la que ha perdido a su hijo por aborto voluntario (conozco algún caso). Los hijos siempre viven en nuestro corazón de madre. Yo me explico el aborto sólo por fuertes presiones y por la ignorancia sembrada interesadamente. Las presiones y la ignorancia se oponen a la libertad. "La libertad os hará libres"; pero lo contrario, la ignorancia y el libertinaje, hace esclavos y crea pesares.

¿Por qué callaría ZP cuando le preguntaron si él creía que el embrión o feto era humano? ¿Sería por la ley concebida ya en su cabeza? La que aborta no se libera sino que queda presa de un pesar. El hijo no es un grano o verruga, pólipo o mioma. Se dijo machaconamente, para inducir al aborto, que al principio del embarazo sólo es una cosita, nada, sólo algo así como un grano, un puñado de células. Pues que dé esa respuesta un estudiante de Biología en un examen sobre el cigoto, el embrión o el feto…, y verá su "calabaza". La ciencia ha descubierto lo que siempre hemos sabido las mujeres: que desde el primer instante del embarazo, llevamos dentro a otro ser humano. Si se desterrara la mentira de nuestra sociedad, ¿ acudirían tantas adolescentes a los abortorios? ¿ Se atreverían los políticos a proponer y aprobar leyes contra el hombre?

Noticias relacionadas

El huracán Florence expone la dura realidad de la desigualdad en Estados Unidos

El huracán de categoría 4 avanzó a una velocidad de varios kilómetros por hora inundando las Carolinas estadounidenses

La Cataluña imaginaria y autosuficiente de los separatistas catalanes

“La autosuficiencia es incompatible con el diálogo. Los hombres que carecen de humildad o aquellos que la pierden, no pueden aproximarse al pueblo” Paulo Freire

Dos debates, dos Españas

La crispación general y el estilo bronco, zafio y chulesco del diputado Rufián representaba el nivel de descrédito que ha alcanzado el debate parlamentario

La distopía del Máster Casado

Sánchez en situación apurada

Casado exculpado por el fiscal
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris