Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Eluana y Rubén

Juan Marcos Lizarbe
Redacción
martes, 17 de febrero de 2009, 11:12 h (CET)
Cada cierto tiempo amanecemos con la noticia, sobre alguna persona y en algún lugar, por parte de quien nos amenaza con la pretensión de acabar con su propia vida o la de algún amigo o familiar que se encuentra en un estado dependiente o incluso de coma. Sin querer hacerlo, ni caer en la mínima intención sobre el juicio personal y concreto de estos asuntos, sorprende la periodicidad con la que se nos presenta alguno de estos casos que vuelve a abrir el debate interesado sobre la eutanasia.

De una manera similar llegó el aborto legalizado, se trataba de bombardear las noticias y los telediarios, en definitiva, a la opinión pública sobre los inconvenientes y riesgos que corrían quienes no tenían más remedio que el aborto, o sea interrumpir violentamente y sin vuelta atrás un embarazo. Para ello se nos contaba como estas personas se veían en la obligación de recurrir a un país extranjero por ejemplo, es decir, dificultades y más riesgos añadidos.

Eluana ya no vive, se le ha interrumpido la vida, se le ha dejado de suministrar comida; descanse en paz. En España no hubiésemos tenido un debate de ese tipo, se trababa de una persona que llevaba varios años en coma; coma irreversible como dicen quienes buscan una mayor justificación a la interrupción de la vida en estos casos. Aquí contamos con la posibilidad del testamento vital que establece previamente la posibilidad de no ser mantenido de forma artificial en determinados casos y según que circunstancias. O sea, que el testamento vital puedes convertirse en algo bueno; o algo muy malo, sencillamente la eutanasia. Eutanasia pasiva que dirían también algunos, en definitiva eutanasia. A Eluana hubo que dejarle de dar alimento siendo conscientes de que Eluana no podía hacerlo por si sola y, por supuesto, siendo conscientes de que quien no come se muere.

El Gobierno italiano ha querido salir airoso de una situación que debería haber previsto con anterioridad y parece ser que no tuvo tiempo. Lo digo porque al parecer ésta ha sido su intención a última hora. Tremendo.

En el caso de España ya tenemos aprobada la eutanasia pasiva a través de este testamento vital. Como ya he dicho, a la vez que regula la posibilidad de que no se te deje de alimentar y proporcionar los medios necesarios para continuar en este mundo, también se genera la posibilidad de que se solicite lo contrario y no se te asista en ese momento. El Presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, anunciaba recientemente en televisión que en esta legislatura no se tiene previsto aprobar la eutanasia. Fíjense Uds. que dijo en esta legislatura, o sea que en otra si tiene oportunidad podría ser; lo curioso de todo esto es que el Presidente se atreve a retarnos en público sobre la legalización de lo que hoy es un delito, es algo así como si el anuncio llevará el mensaje de prometer la legalización de cualquier otro homicidio o asesinato sobre determinados ciudadanos en determinadas condiciones.

Así mismo, en España, la eutanasia está entrando a través de las Comunidades Autónomas. Sirvan como ejemplo el Estatuto de Autonomía de Cataluña en su artículo veinte, si es que definitivamente da el visto bueno el Tribunal Constitucional, y en mayor medida y desarrollo la propuesta de Ley reguladora de la dignidad de las personas ante el proceso de la muerte en la Comunidad Autónoma de Andalucía. Dos claras muestras que allanan el terreno a una futura regulación nacional. Recordemos la regulación autonómica de la píldora abortiva del día después, alguna de las primeras Comunidades en regularlo estaba gobernada por el Partido Popular, para pasar posteriormente a un posterior amparo legislativo desde el Parlamento nacional. Regulaciones sectoriales, informes de la Federación de Planificación Familiar Estatal con vulgaridades como que con el uso de la píldora se hubieran evitado la mitad de los abortos en los últimos años, terminan consiguiendo que finalmente haya píldora para todos y además gratis, o sea, que todos pagamos el aborto.

Todo está relacionado, todo es consecuencia de la cultura de la muerte que nos domina. La vida no es valorada, si hoy se puede matar al no nacido por qué no al que ya no se mantiene por si sólo. Y desde ahí podemos llegar a donde Uds. quieran, y si no miren la historia y no se vayan muy lejos.

Tenemos motivos para estar tristes, muy tristes y preocupados. Vuelvo a acordarme de Eluana, la veo en las fotos y en los videos y era una italiana guapa y alegre, ya descansa en paz. Entonces me llega un mensaje al móvil de mí querido amigo Fernando, el último afiliado al Partido Familia y Vida en Aragón, me cuenta con alegría que ha venido al mundo su tercer hijo. Fernando y Noelia se enfrentan a la vida con generosidad, existen muchos motivos también para la confianza y la esperanza, ahí va uno.

Noticias relacionadas

¿Profecías de Sánchez para el 2040? Antes habrá arruinado España

“No pierda la cabeza, nada ocurre como está previsto, es lo único que nos enseña el futuro al convertirse en pasado.” Daniel Pennac

Menosprecio hacia la vida de algunos

Todos nos merecemos vivir para poder obrar y dejar constancia de lo que uno hace

Lastres y estercolero en la Sesión de Control al Gobierno

​Para el PP, la Sesión de Pleno del Congreso de los Diputados número 156 empezaba lastrada

Rajoy, Sánchez y el mito de Ícaro

“En el pasado, aquellos que locamente buscaron el poder cabalgando a lomo de un tigre acabaron dentro de él” John Fitzgerald Kennedy. 35º presidente de los Estados Unidos

El Satélite Mohammed 6 B levanta vuelo

La nación marroquí sigue su firme camino hacia la modernidad asimilando los avances tecnológicos del mundo
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris