Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   La Cesión   -   Sección:  

Las lágrimas de Federer

Antonio Álvarez Rodrigo
Antonio Álvarez
viernes, 6 de febrero de 2009, 11:46 h (CET)
Nadal ganó el Abierto de Australia. Se convierte así en el en conseguirlo. Ha hecho historia, ahora más que antes, porque en Melbourne no había triunfado ningún otro compatriota. Ha pisado donde nadie antes lo había hecho. Ha subido más alto que ningún otro deportista español. Este triunfo sólo puede situarse a la altura del Mundial de F-1 de Fernando Alonso. Nadal y Alonso son distintos que el resto, porque compiten en deportes individuales.

Sin embargo, el momento más importante, el que pasará a la historia será la imagen de Roger Federer, quizá el mejor tenista de todos los tiempos, derramando lágrimas de impotencia, de sufrimiento, de reconocimiento. Esas lágrimas admiten que Rafael Nadal es mejor, ahora mismo, que él. Es la ceremonia de abdicación del Rey Federer, que le cede la corona a su amigo español. Nadal está impidiendo que el suizo sea más grande aún.

Primero fue la tierra de Roland Garros, luego, con mucho más esfuerzo, la hierba de Wimbledon y ahora la pista dura de Australia. Lugares donde el suizo imponía su técnica y su sobrada calidad sobre los demás tenistas. En la carrera del mallorquín quedan mucho retos, pero sobre todo a partir de ahora, el de romper el inmaculado expediente de Federer en el US Open, donde ha ganado en las cinco últimos años.

Nunca Federer se había vuelto tan vulnerable en público. Puede ser que en privado se mostrara tan triste, pero incluso en Londres, cuando el pasado mes de julio perdió la chaqueta blanca, su bien más preciado, mantuvo la entereza, quizá porque veía que aún era más fuerte que Nadal. Esas lágrimas conmovieron la ceremonia, por algunos instantes hasta Rafa estaba triste. Incluso le llegó a pedir perdón. Es la humildad de un ganador. Esa humildad que tanto ha demostrado Federer.

Es el sexto Gran Slam de Nadal. Sólo tiene 22 años, un mundo por delante, una historia aún por escribir.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris