Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Artículo opinión   -   Sección:   Opinión

Terror azuzado por la Prensa de Stroessner

Luís Agüero Wagner
Redacción
martes, 20 de enero de 2009, 08:01 h (CET)
Escribió José Martí que "un periódico debe estar siempre como los correos antiguos, con el caballo enjaezado, la fusta en la mano, y la espuela en el tacón" sobre todo para denunciar iniquidades, por supuesto.

Desafortunadamente para el Paraguay, quienes están con la fusta en la mano y la espuela en el tacón en el Paraguay de hoy son los militares y represores, enviados para masacrar campesinos en San Pedro en represalia a la supuesta quema de un destacamento militar, que oficiaba de guardia privada de una acaudalada estanciera. Y la prensa, en lugar de alzar su voz de protesta y denuncia, aplaude a los verdugos, satisfecha.

Como un gobierno controlado por la Prensa del Fallecido dictador Alfredo Stroessner podríamos calificar la gestión del obispo Fernando Lugo. Toda la maquinaria que dedicó panegíricos al dictador Stroessner y cantó loas al Plan Cóndor no sólo está intacta, sino que marca las pautas al gobierno del clérigo-presidente. ABC color, Ultima Hora, Radio Ñandutí, son los verdaderos factores de poder en el "nuevo" Paraguay.

Todos son medios surgidos del dinero público desviado por testaferros del dictador, y en el caso de Ñandutí y Ultima Hora, son bien conocidos por haber sido montados con dinero público malversado por un administrador de Stroessner, el coronel Pablo Rojas. En el caso del diario La Nación, se trata de un medio que pertenece a la misma familia del fallecido dictador.

Los propietarios de estos medios son todos empresarios enriquecidos con la brutal dictadura anticomunista, algunos como Aldo Zucolillo incluso aportaron donaciones al centro de detención y torturas del régimen. Otros como Humberto Rubín, se encargaban de animar como bufones las bacanales organizadas por el dictador en la "fecha feliz" de su cumpleaños.

Al fin hoy muestran sus garras: no hay torturas, no hay violaciones de Derechos Humanos, no hay ejecutados extrajudiciales.

El mismo libreto repite como un eco el ministro del Interior Rafael Filizzola. Sin embargo, las fotografías y testimonios dicen otra cosa.

El obispo Fernando Lugo, supuesto líder marxista adscripto al socialismo del siglo XXI, es hoy apenas una marioneta en manos de estos tenebrosos mercenarios de la mentira a sueldo del imperio.

Una prensa sin remordimientos, pena, dignidad ni excusa niega un terror que nunca se fue del Paraguay.

En tanto, aumenta la represión, vuelve el terror de los allanamientos, torturas, detenciones arbitrarias y ejecuciones sumarias. Y los muertos, montan guardia y esperan.

ENTRE EL TERRORISMO DE ESTADO Y EL TERRORISMO MEDIÁTICO

Entre el Terrorismo de Estado, los Agrotóxicos y el terrorismo mediático se debate la situación de los campesinos paraguayos, abandonados a su suerte y aplastados por las botas militares de la represión ordenada por el gobierno del obispo Fernando Lugo.

Si algo ha quedado bien sepultado en San Pedro, es la esperanza de quienes la tenían cuando votaron el 20 de abril por un candidato manejado por la embajada norteamericana, USAID y la Secta Moon.

El diario ABC color, propiedad de un ex-propagandista del dictador Alfredo Stroessner y vocero del obispo Fernando Lugo durante su campaña proselitista, apela hoy con grandes titulares a su recurso favorito para desviar la atención del país: el de la "soberanía energética", una campaña que suma casi cuarenta años de fracasos.

Los demás medios no se quedan atrás en lo que a encubrir las brutales torturas y ejecuciones extrajudiciales respecta.

Vale la pena reproducira aquí lo que decía José Martí, un gran maestro de las letras y prócer de la patria grande en un artículo publicado en Patria en 1892 y titulado "Sobre periodismo":

"...que no haya una manifestación de la vida, cuyos diarios accidente no sorprendan al diarista: eso es hacer un buen diario. Decir lo que a todos conviene y no dejar de decir nada que a alguien pueda convenir. Que todos encuentren en el diario lo que pueden necesitar saberlo. Y decirlo con un lenguaje especial para cada especie: escribiendo en todos los géneros, menos en el fastidioso de Bibeau, desdeñando lo inútil y atendiendo siempre lo útil, elegantemente".

"Que un periódico sea literario no depende de que se vierta en él mucha literatura, sino que se escriba literariamente todo. El periódico debe estar siempre como los correos antiguos, con el caballo enjaezado, la fusta en la mano, y la espuela en el tacón. Al menor accidente, debe saltar sobre la silla, sacudir la fusta, y echar a escape el caballo para salir pronto y para que nadie llegue antes que él. Debe, extractando libros, facilitar su lectura a los pobres de tiempo. O de voluntad o de dinero".

"Hacer asistir a los teatros, como sentados en cómoda butaca que este efecto hace una alineada y juiciosa revista, a los pobres y a los perezosos. Deber desobedecer los apetitos del bien personal, y atender imparcialmente al bien público. Debe ser coqueta para seducir, catedrático para explicar, filósofo para mejorar, pilluelo para penetrar, guerrero para combatir".

"Debe ser útil, sano, elegante, oportuno, saliente. En cada artículo debe verse la mano enguantada que lo escribe, y los labios sin mancha que lo dicta. No hay cetro mejor que un buen periódico".

Con tristeza hoy podemos afirmar que estamos muy lejos de la ética del autor de los versos sencillos adaptados en la popular Guantanamera.

Noticias relacionadas

Xavier Domenech, ni una cosa ni la otra

Perfiles

Reinicio del Sporting

La plantilla del Sporting representa también a Gijón

Penumbras cuánticas

La farándula nos hipnoyiza si no prestamos atención a las conexiones perversas que subyacen

Rajoy, el francés Valls, Piqué y Cataluña

Los tres se ocuparon de ella

Leticia esclava de su imagen y aguijonazos electorales

“Con los reyes quienes gobiernan son las mujeres y con las reinas son los hombres los gobernantes” Duquesa de Borgoña
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris