Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

El bus del curioso samaritano

Jordi S. Berenguer (Barcelona)
Redacción
viernes, 9 de enero de 2009, 06:01 h (CET)
“Probablemente Dios no existe. Deja de preocuparte y disfruta de la vida”

Así reza un cartel publicitario que posiblemente veremos circular unos días por la ciudad, pegado a un autobús. Desde mi agnosticismo, considero que en menos palabras no se pueden decir más disparates.

La existencia de algo o alguien, incluido un dios, no depende de ninguna probabilidad, que es un término matemático que solo tiene que ver con lo azaroso. Lo saben muy bien los expertos en seguros y juegos de azar. La fe en la existencia de algo intangible no depende de ningún cálculo de probabilidades, sino en una profunda convicción personal fundamentada en la espiritualidad.

El falso corolario recomienda dejar de preocuparse para disfrutar de la vida. Eso es precisamente lo que normalmente procura todo el mundo, cada uno a su manera e independientemente de cualquier creencia. Pero cuando para alcanzar tanta felicidad se invita a renunciar a determinadas convicciones, convendría que los promotores de tanta dicha –condicionada, eso sí, a hipotéticas probabilidades-- nos aclararan de una vez la intención del mensaje, no exento de cierta perversidad en cuanto a la forma en que pretenden vendernos algo que no queda suficientemente explicitado. Quedo a la expectativa.

Noticias relacionadas

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.

El acto del reconocimiento de gobiernos

Las principales doctrinas sobre reconocimiento de gobiernos

Alcoa y el abandono de Asturias

El presente y el futuro industrial y económico de Asturias están en el aire

Hacia la caverna

El oscurantismo sigue siendo demasiado moderno

Equidistancia

Entender la vida como una confrontación permanente es algo terrible. Supone enfrentarse a cada una de las facetas de la realidad con un pensamiento dicotómico
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris