Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Opiniones de un paisano   -   Sección:   Opinión

El partido de Dios

Mario López
Mario López
lunes, 29 de diciembre de 2008, 11:36 h (CET)
El carismático líder iraní, Mahmoud Ahmadinejad, aprovechando que estamos en estas fechas tan señaladas, ha expuesto su particular punto de vista sobre el partido que tomaría Cristo si le diera por reencarnarse nuevamente por estos pagos. No creo que la Casa Celestial esté por la labor de mandarnos a ninguno de sus miembros en estos momentos tan convulsos, quizá sobrados de argumentos para la intercesión divina, pero faltos del necesario concurso del pueblo judío que antaño provocara auténticos quebraderos de cabeza a senadores, tribunos y legionarios del más grande imperio que la Historia recuerde, dejando de manifiesto su extraordinaria capacidad para darle la vuelta al devenir de nuestra civilización.

Pero, bueno, don Mahmoud está en su derecho de disertar en torno a los afectos actuales de Ecce Homo, aunque no acabemos de vislumbrar la figura de aquel. Hoy no existe un pueblo lo suficientemente importante y suicida, capaz de amenazar al imperio con una nueva sublevación mesiánica. Pero, en fin, si se diera el caso, el pueblo más parecido al que protagonizara el último advenimiento celestial, el pueblo judío que habitaba Galilea, bien pudiera ser Irak. Que vuelva el Mesías a la Tierra podría entrar dentro de lo probable, pero ¿a alguien le cabe en la cabeza que un judío, aunque sea el mismísimo hijo de Dios, consienta en reencarnarse en el cuerpo de un sunita o un chiíta? Vamos, como si le dices a Casillas que fiche por el Atlético de Madrid. Eso es algo mucho más extravagante que una simple “desfiguración sustancial” de la que habla monseñor Blázquez. Imposible de todo punto.

Noticias relacionadas

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida

Y vuelta a las andadas

Golpean el hierro en frío

La inclusión como camino: hacia una construcción de la “diversidad inteligente”

La fórmula debe ser la inclusión como camino del desarrollo

El acto de leer

Dignifica y al dignificar permite que las personas vuelen
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris