Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Artículo opinión   -   Sección:   Opinión

Alfonso Guerra (PSOE), Joseph Stiglitz y la esclava que llegó al poder

Luís Agüero Wagner
Redacción
lunes, 22 de diciembre de 2008, 12:34 h (CET)
La destitución de la indígena Margarita Mbywangi de la secretaria de estado a su cargo, acabó con uno de los más sonados golpes publicitarios del gobierno del obispo Fernando Lugo.

El clérigo-presidente de Paraguay, Fernando Lugo, destituyó ayer a la aborigen Margarita Mbywangi del cargo de secretaria de Asuntos Indígenas, apenas cuatro meses después de haber asumido sus funciones, y tras haber publicitado el nombramiento con bombos y platillos por toda la prensa nacional e internacional.

El nombramiento de Mbywangi fue uno de los hechos más aprovechados publicitariamente por la prensa del obispo, altamente dependiente de los medios y de los golpes de efecto, tales como encuestas de origen dudoso.

Durante la campaña electoral, una encuesta publicada en tapa por el diario Ultima Hora afirmaba que el Movimiento Tekojojá, que lanzó la candidatura del obispo, obtendría siete escaños en el senado. Sin embargo, Tekojojá apenas logró una banca con muchas dificultades.

El nombramiento de Mbywangi fue difundido a los cuatro vientos como el caso "de la esclava que llegó al poder".

Horacio Galeano Perrone, informó ayer a la prensa que el obispo Fernando Lugo decidió finalmente separar del cargo a Margarita. También se ordenó que se llame a un congreso de los pueblos nativos para que designen a un encargado del Indi.

Como es normal en el gobierno del obispo, no se dieron explicaciones sobre la destitución a la prensa, acabando así sin pena ni gloria uno de los más sonados golpes publicitarios de la gestión.

LA PRESENCIA DE ALFONSO GUERRA
En 1982 el Partido Socialista Obrero Español logró una amplia mayoría absoluta (202 diputados en el Congreso, de un total de 350) en las elecciones generales. Dicha victoria se debió a varios factores: la crisis interna del partido gubernamental (UCD, de centro-derecha), la mala coyuntura económica con las secuelas de desempleo y malestar social, el liderazgo de Felipe González y la buena organización que constituyó un logro atribuido a Alfonso Guerra.

Alfonso Guerra, ex vice presidente del gobierno español, con su prestigio en materia de pactos políticos, fue convocado hace poco por el gobierno del obispo Fernando Lugo para dar consejos a su equipo, logrando cambiar sustancialmente su discurso con respecto a los partidos políticos.

De un tono despectivo e insultante ante estas agrupaciones, el obispo Fernando Lugo pasó a tener un tono conciliador, e inclusive elogioso.

El cambio de discurso era acorde con las necesidades del luguismo de obtener votos en el Parlamento, donde carece de un respaldo significativo para alcanzar objetivos, sobre todo por haber utilizado como plataforma política a las ONGs financiadas por la embajada norteamericana(*), entre otros grupos oportunistas sin historia ni ideología, desdeñando y agrediendo a los partidos durante todo el proselitismo.

La visita de Guerra respondió a estas prioridades coyunturales, y constituyó otro golpe efectista del equipo del obispo, que pareciera interpretar la política como una seguidilla de golpes publicitarios.
--------------------
(*) La totalidad los integrantes del gabinete del obispo Fernando Lugo provienen del sector de las ONGs financiadas por la embajada norteamericana.. Se cuentan entre ellos a Gloria Rubín (referente en Paraguay del NED y la CIA), Camilo Soares (beneficiario de fondos de IAF y NED, favorecido del gobierno de George W. Bush) Rafael Filizzola (signatario de acuerdos con Alvaro Uribe a instancias de la ex operadora del plan Colombia Liliana Ayalde), Karina Rodríguez (de la Casa de la Juventud, que recibió 127 mil dólares de la Inter American Foundation), Liz Torres (referente de las logias de ONGs dependientes de la embajada norteamericana), Esperanza Martínez (del movimiento Tekojojá, financiado por USAID, hoy envuelto en escándalo por corrupción), Canciller Hamed Franco (del Pmas, un movimiento financiado por James Cason), el Vice-canciller Jorge Lara Castro (recibe dólares de la embajada a través de la ONG fantasma Alter Vida), Ministro de Defensa General Bareiro Spaini (hombre de la embajada norteamericana, educado en las escuelas de golpistas de Estados Unidos) o el ministro de Hacienda Dionisio Borda, antiguo responsable de las finanzas de los gobiernos corruptos y agente de la embajada norteamericana y del FMI.

PRESENCIA DE STIGLITZ, OTRO GOLPE PUBLICITARIO

Aunque hace poco Borda y su equipo invitaron a disertar en Paraguay a Joseph Stiglitz, lejos está el ministro de Fernando Lugo de seguir las líneas del crítico de la globalización, por lo que la visita del Nobel de Economía engrosa la lista de golpes efectistas de la propaganda del obispo.

En "Globalización, organismos financieros internacionales y las economías latinoamericanas", el mismo Stiglitz señaló que lo más llamativo le resultó, desde un principio, fue la enorme diferencia entre las políticas que el FMI impulsaba en Latinoamérica y lo que hacía en Estados Unidos.

La misma incosecuencia podríamos señalar a sus anfitriones como el ex ministro de Nicanor Duarte Frutos, Dionisio Borda, quien decidió recibir a un economista y hacer todo lo contrario de lo que éste siempre predicó.

Todo lo que Stiglitz condena al enfocar la política tributaria fue implementado por Borda, quien elevó por las nubes los impuestos para financiar la juerga de unas pocas decenas de burócratas del gobierno, ahogados en el prebendarismo. Basta saber que terminó su gestión ovacinado por el sector de agro exportadores, que promueve en Paraguay el monocultivo de soja, producción que sirve para alimentar a los animales del primer mundo.

Durante su reinado, Borda utilizó el eterno caballito de batalla tan criticado por Stiglitz, el impuesto al Valor Agregado, eximiendo unas cuantas categorías como verduras o hierbas medicinales, pero sin dejar de mantenerlo como un impuesto proporcional. Para colmo, un impuesto proporcional que en un país como Paraguay gravó el sector formal de la economía, según lo señala el mismo Stiglitz. Y dado que sólo lo pagaron unos pocos, introdujo profundas distorsiones en el funcionamiento de la economía.

También durante la gestión de Borda el Banco Central funcionó como si sus directivos fueran un grupo que no tenía que rendir cuentas absolutamente a nadie, y su presidenta ni siquiera se dignó a conceder una miserable entrevista a la prensa. Y tal cual lo señala Stiglitz como norma en casos de esta índole, la economía del país terminó controlada por personeros de la comunidad financiera, con oscuros intereses particulares antepuestos a los nacionales..

Stiglitz plasma certera esta interrogante en uno de sus libros: "Cuando un gobierno socialdemócrata actúa igual que uno conservador, el votante tiene todo el derecho a preguntarse: ¿para qué votamos entonces? Al tratar de incluir a todos, los políticos muchas veces terminan alienando y desilusionando al electorado". Es exactamente el dilema de la hora para el clérigo presidente Fernando Lugo.

Dijo Herbert Marshall Mcluhan que la publicidad es la mayor forma de arte, pero arte de vender falacias. Los golpes publicitarios del obispo de la prensa y los medios Fernando Lugo, hace reflexionar lo señalado por el historiador Arnold Joseph Toynbee: No se me ocurre ninguna circunstancia en la que la publicidad no sea un mal.

Noticias relacionadas

Una muralla para aislar el desierto del Sahara

Intelectuales de todo el mundo analizarán en Marruecos el problema de la inmigración que causa insomnio y desacuerdos en Europa

El discurso de la payasada

Cuatro artículos que me han ayudado a encontrar la mía

Heráclito

Es un filósofo presocrático que ha especulado acerca del mundo y de la realidad humana

Trapisondas políticas, separatismo, comunismo bolivariano

Una mayoría ciudadana irritada

Prejuicios contra las personas

Es una malévola tendencia, favorecemos los prejuicios y protestamos contra sus penosas consecuencias
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris