Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La linterna de diógenes   -   Sección:   Opinión

La partida de tute

Luis del Palacio
Luis del Palacio
martes, 16 de diciembre de 2008, 22:59 h (CET)
Que Patxi López –personaje que, hasta ahora, ha resaltado por su moderación y ecuanimidad en un panorama político que se caracteriza por el despropósito- podría convertirse en las elecciones vascas de 2009 en el nuevo lehendakari, es una realidad que ha ido perfilándose en el transcurso del último año, especialmente tras los penúltimos desbarres de Ibarreche –amenazas de referéndum incluidas- y el progresivo descrédito del PNV, incluso entre sus propios seguidores. Está claro que la única alternativa se halla en el PSOE: es el único partido, hoy por hoy, capaz de hacer que la balanza se incline hacia el otro lado; el lado de los partidos nacionales frente al de los nacionalistas; lo cual sería muy deseable y constituiría un hito en la lucha por la libertades democráticas en aquellas tres provincias españolas, atenazadas por el miedo y la mayor de las cerrazones.

El último vil, repugnante asesinato de ETA, del que ha sido víctima el empresario Ignacio Uría, ha vuelto a poner sobre la mesa de debate una situación de lesa legalidad: Que casi cuarenta ayuntamientos del País Vasco y Navarra gobernados por el partido filo etarra ANV, que sistemáticamente rehúsa condenar los atentados terroristas, no sean disueltos por prácticas claramente contrarias a la ley vigente.

El ya famoso Artículo 61 de la Ley 7/1985, de 2 de abril, reguladora de las Bases de Régimen Local, al que aludió con todo acierto la diputada Rosa Díez, en su reciente intervención parlamentaria, puede ser la solución. Se arguye (algunos lo hacen) que la aplicación del artículo de la mencionada ley, a través de un decreto, no es técnicamente posible, ya que muchos consistorios no están presididos por miembros de ANV sino que forman parte de ellos como simples concejales. Si esto es así, habría que denunciar públicamente a quienes redactaron un artículo tan inútil por inaplicable. Sin embargo, resulta inevitable sospechar que detrás de esta cortina de humo, se esconda acaso el verdadero motivo del gobierno para no tomar una medida sin precedentes, drástica, pero conforme a la ley. Embarcarse en el análisis de la situación concreta de cada ayuntamiento, parece una nueva ocasión para marear la perdiz y no acometer una decisión trascendental que, quizá, podría comprometer los previsibles buenos resultados electorales del PSOE en las elecciones de marzo de 2009. Salta a la vista que el partido del gobierno -especialista en pactos contra natura que le garantizan la permanencia en el poder pero no la gobernabilidad del estado- no está dispuesto a pagar semejante coste político. Otro cantar es la cuestión ética, y que la sociedad vasca –y por ende la del resto del país- se vea extorsionada, humillada y permanentemente amenazada por un grupo de pistoleros de ideología pseudo leninista –impropiamente motejados de “fascistas”- que pretende resucitar al felizmente fenecido soviet.

Si Patxi López se cruza de brazos, si colabora pasivamente en que, una vez más, no se tomen medidas para expulsar a los terroristas de las instituciones, será el convidado de piedra en la “partida de tute de Azpeitia”, convertida en un ejemplo de la más pura bajeza moral.

Noticias relacionadas

El Satélite Mohammed 6 B levanta vuelo

La nación marroquí sigue su firme camino hacia la modernidad asimilando los avances tecnológicos del mundo

Sánchez a tumba abierta intentando darle el vuelco a España

La influencia de Pablo Iglesias y la necesidad de dar apoyo a los soberanistas, le impulsan a entrar a saco con el modelo de Estado de España

Celestina o “el Tinder” prerrenacentista

Una remozada “Celestina” resucita en la magnífica adaptación de la productora Un Pingüino

Donde se habla de encuestas sorpresivas y de otros temas

“Todo el estudio de los políticos se emplea en cubrirle el rostro a la mentira para que parezca verdad, disimulando el engaño y disfrazando los designios.” Diego de Saavedra Fajardo

Wittgenstein

​Una de las afirmaciones hechas por las personas que apoyaron la "I Carrera contra el suicidio" se refería a que quieren que este tipo de muerte deje de ser un tabú y que pase a ser estudiado con detalle para poder evitar fallecimientos por esta causa.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris