Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Opiniones de un paisano   -   Sección:   Opinión

Sobre el color de los días y el valor de ciertas cosas

Mario López
Mario López
jueves, 11 de diciembre de 2008, 03:31 h (CET)
Hombre, vamos a ver. Si un extraterrestre pasa por Madrid tal día como hoy y es la primera y única vez que lo hace, pensará, no sin razón, que éste es un lugar inhóspito para vivir. Frío, lluvioso y ventoso, con el cielo de un color plomizo que apaga cualquier destello luminoso que aún pueda producirse en el ocaso del ánimo.

Si al extraterrestre, además, le diera por leer el diario de hoy –cualquiera de los diarios, pues aquí casi todo lo que se publica es fruto de teletipo- pues se llevaría una rara impresión de la vida que nos damos. No me extraña. A mí también me parece raro que apenas tengamos otra cosa en qué pensar -amén de las cosas del fútbol o del famoseo- que en las maldades que se cruzan las dos organizaciones políticas que, al parecer, son las encargadas de organizarnos la vida al conjunto de los españoles. El PSOE acusa al Gobierno de Aznar de haber dado apoyo logístico a los vuelos de los torturadores de Guantánamo. El PP acusa al Gobierno de Rodríguez Zapatero del mismo delito. Con lo que vienen a decirnos que ambos grupos de políticos profesionales lo mismo cometen un crimen que son capaces de acusar del mismo al adversario y negarlo todo a la vez. Al parecer la gravedad del crimen no reside en la naturaleza del mismo sino de quién lo cometa. En todos los gobiernos se cometen atropellos, abusos de poder, incluso crímenes de Estado. Parece ser que es el tributo que los ciudadanos debemos de pagar a la democracia, en la medida en que la democracia consiste en delegar nuestras responsabilidades ciudadanas en profesionales de la política; circunstancia que no necesariamente se produce atendiendo a nuestra voluntad, como lo certifica la considerable abstención que se produce en las escasas consultas que se nos hace. Que sólo se pueda debatir en la sede de la soberanía popular lo que decidan PP y PSOE es lo mismo, por ejemplo, que si sólo pudiéramos escuchar por la radio las canciones seleccionadas en Eurovisión. Es absolutamente democrático, sin duda, pero ¿no es tremendo? Yo creo que hay más días que los grises y más políticas que las que pueden hacer el PP y el PSOE. Para disfrutar de días soleados hay que esperar a que corra el calendario. Lo que ya no sé es qué hay que esperar para poner en práctica políticas que interesen a la gente y que, hoy por hoy, están a años luz de lo que nos vienen impartiendo los dos partidos mayoritarios que a fecha de hoy padecemos, y mucho.

Noticias relacionadas

La plaga del divorcio

El divorcio se le considera un ejercicio de libertad cuando en realidad es un camino hacia la destrucción moral

Tortura y poder

Está claro que la tortura no puede ser objeto de justificación, ni siquiera la aparentemente civilizada

Absurdo pensar que Casado pueda reflotar al PP para mayo

“Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado. Un esfuerzo total es una victoria completa.” Mahatma Gandhi

¿Está más cerca la República en España?

¿Por qué triunfó la Moción de censura contra Rajoy?

Ábalos, Organización y Fomento

¿Ferrocarril en Extremadura? No me siento responsable
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris