Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Análisis internacional  

Bombas en Bombay

Isaac Bigio
Isaac Bigio
sábado, 29 de noviembre de 2008, 11:01 h (CET)
Más de 120 muertos y 300 heridos es el saldo de la ocupación de hoteles de lujo en Mumbay (Bombay), la capital financiera de la India. La operación del martes 26 fue bien sincronizada y deja mal parada a la inteligencia del segundo país más poblado del mundo.

Un desconocido grupo islámico reivindica la acción, aunque los mahometanos que luchan por la independencia de Cachemira se han desligado públicamente de ellos. Por su disposición a inmolarse pudiese haber alguna afinidad con Al Qaeda, pero los atacantes buscaron capturar turistas rehenes (y no matarles) y sus armamentos y tácticas más parecen ser los de una guerrilla urbana.

El gobierno indio no dirá que los pistoleros fueron terroristas nativos, aunque India tiene más musulmanes que cualquier país de lengua árabe, persa o turca. Les es más conveniente sugerir que ellos han sido amparados por Pakistán.

Esto hace que las cosas escalen y que se pueda repetir un escenario como el que siguió al previo atentado de Mumbai 2001 que casi desemboca en la primera guerra entre dos repúblicas nucleares (India vs Pakistán). Obama, que tanto habló de poder atacar unilateralmente Pakistán, se plegará a India para lograr que dicho país haga más concesiones permitiendo socavar a los reductos de los nacionalistas islámicos pro-Cachemira y pro-talibanes.

Noticias relacionadas

​La política de la posmodernidad

Algo cambia en el panorama político español. Parece que la sociedad sean aficionados pendientes del mercado de fichajes

​Mariano Llano y la Guerra del Chaco que nos ocultaron

Acrobáticos esfuerzos se han hecho para negar la participación de intereses empresariales en una guerra sudamericana importada desde Wall Street

Cercanía, clave para la educación a través del ejemplo

La educación a través del ejemplo es eminentemente ética

​Desocupación en la era del “Capitalismo irónico”

“Tenemos que visualizar que el capitalismo puede generar múltiples tipos de desocupados: los “latentes”, “los intermitentes” y los que el sistema ya ha consolidado como tales”

En el bienestar de los demás reside nuestra propia satisfacción

La placidez se alcanza a través de la certeza de ser yo en mi personal identidad y de no sentirse perdido
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris