Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Baloncesto

Etiquetas:   LIGA ACB - JORNADA 7   -   Sección:   Baloncesto

Un lamentable último cuarto del DKV Joventut da el triunfo al Madrid (68-79)

La Penya, que llegó a dominar de 18 puntos en el tercer cuarto, lanzó por a borda todo el trabajo de una primera parte casi impecable.
Redacción
domingo, 9 de noviembre de 2008, 02:03 h (CET)
Dura derrota para el Joventut de Badalona ante el Madrid. Una vez más, la Penya mostró dos caras, que coincidieron con la primera y segunda parte del encuentro. Un parcial de 0-20 dio la victoria a los blancos, que tras este vital triunfo, escalan posiciones y Joan Plaza salva su cabeza. La Penya, más tocada que nunca, sin sus referentes Ricky y Pops, suma su primera derrota en el Olímpic y genera dudas.

FICHA TÉCNICA
68- DKV Joventut: Mallet (24), Laviña (4), Jasaitis (12), Jagla (-), Sonseca (8) --cinco inicial--; Ribas (2), Bogdanovic (-), Tomàs (6), Wright (2) y Norel (10).


79- Real Madrid: López (12), Llull (2), Hosley (1), Massey (10), Reyes (11) --cinco inicial--; Bullock (19), Sánchez (-), Mumbrú (12), Hervelle (12) y Hamilton (-).


Parciales: 24-16, 21-17, 16-24 y 7-22.

Árbitros: De la Maza, García G y Martínez Díez. Eliminaron por faltas personales a Jagla (min.35), del DKV Joventut.Incidencias: Partido disputado en el Olímpic de Badalona ante 10.020 espectadores.

DATOS DESTACABLES
Lo mejor: La reacción blanca.

Realmente admirable la segunda parte de los blancos, que tras ir perdiendo de 18 puntos se pusieron el mono de trabajo, ser armaron de actitud y superaron al Joventut en todas las facetas.


Lo peor: El inexplicable bloqueo de la Penya

Puede bajar el acierto anotador, puede mejorar la defensa el rival, puede notarse el cansancio, pero lo que no le puede suceder a un equipo que aspira estar entre los mejores, es recibir un parcial de 0-20. Incapaces los de Sito de crear una acción fácil para anotar, durante muchos minutos.

El dato: Del +5 al -14
Esa fue la diferencia de la Penya en el balance de recuperaciones y pérdidas. Si acabaron la primera parte con 12 recuperaciones y 7 pérdidas, al final del partido, el DKV había recuperado 16 balones y perdido 23. Evidentemente, fue una de las claves del partido. En la segunda parte, los verdinegros, perdieron 16 balones.


Guille Pérez / Badalona

Decepcionados y de algún modo, incrédulos. De esta manera se marcharon los 10.000 espectadores que abarrotaron el Olímpic. Vieron caer a su equipo de la manera más inexplicable. Es difícil perder un partido cuando endosas 45 puntos al Madrid en 20 minutos. Cuando generas una ventaja de 18 puntos y cuando el rival, no ha ido por delante en el marcador hasta el minuto 36. Un regalo, vaya. Un inexplicable bloqueo de los locales, liderados por Mallet, que lo bordaron en la primera parte. Después, todo se evaporó. Un capítulo más de las dos caras de esta Penya de Sito. La Penya bipolar. Capaz de lo mejor y lo peor en el mismo partido. Ayer, esto, elevado a la máxima potencia. La Penya que no escarmienta y que resucitó al Madrid en Badalona. La Penya que necesita como el comer un refuerzo interior tras la baja de Pops. Y la vuelta inminente de Ricky, por supuesto.

En tromba. Así saltaron los verdinegros al parquet del Olímpic. Conscientes de la importancia de empezar bien el cuarto, los de Sito acribillaron a los blancos. Mallet, en estado de gracia, 8 puntos con dos triples, ponía el 12-3 en el marcador (min, 4). Sonseca, trabajando bien bajo los aros, anuló a Felipe Reyes, muy desconcertado y que perdió tres balones en los 7 minutos que estuvo en pista. El Madrid sólo logró anotar 3 puntos en los primeros 6 minutos y es que la intensidad y agresividad en defensa volvió a ser una constante en los hombres de Sito Alonso. Con las rotaciones apareció Norel, supliendo a Sonseca, que no sólo igualó su nivel sino que lo superó. Espectacular el joven holandés de la Penya. Impecable bajo el aro logró ventajas sobre sus defensores y no tuvo piedad en la pintura. 10 puntos sin fallo permitieron a los verdinegros seguir con ventajas ya importantes en el marcador (18-8). Por los blancos, sólo Mumbrú, ex verdinegro por cierto, daba la cara. Sus 7 puntos en el cuarto mantuvieron a su equipo en el partido (22-16). La cara de Plaza lo decía todo. Su equipo, totalmente perdido, deambulaba por la pista. Una penetración de Pau Ribas sobre la bocina fijaba el marcador en 24-16 al final del primer cuarto y hacia patente la pasividad blanca en defensa y las nulas ideas en ataque de los de Plaza.

Durante el segundo cuarto, las sensaciones positivas de los verdinegros, seguían intactas. Hervelle, autor de 7 puntos en el cuarto, y canastas aisladas de Bullock, eran la única baza del Madrid, que continuaba buscando al desaparecido Reyes. La Penya mantenía la intensidad defensiva y la zona blanca era destrozada con los triples de Jasaitis y Mallet (31-21). Seguía el Madrid perdiendo balones y sin encontrar un ritmo que permitiera trenzar dos jugadas de equipo seguidas. El blanco, era un conjunto a rachas, con fogonazos individuales. En este punto, cogió el DKV su máxima ventaja hasta el momento, al irse de 12 puntos (45-33) tras un palmeo de un cumplidor y sorprendente Pere Tomás. La espectacular defensa verdinegra, llevada en volandas por la presión del Olímpic, dio sus frutos, y es que sólo encajó 33 puntos. La clave, el buen cierre del rebote que hicieron los de Sito (el Madrid sólo capturó 2 rebotes en ataque) y las pérdidas blancas. Su auténtica lacra en la primera parte: 19 balones perdidos. Aún así, y aunque las sensaciones de ambos equipos fueran muy distintas, 12 puntos no eran una ventaja definitiva. Se podría decir, que lo mejor para el Madrid, era el resultado.

Definitiva sí que se pensaron que era la ventaja, los verdinegros, que lograron una diferencia de hasta 18 puntos nada más arrancar salir de los vestuarios. Mallet seguía tomando la responsabilidad en ataque y con 4 puntos consecutivos ponía a su equipo 16 arriba (51-35, min.21). Fue un parcial que hacía justicia a lo visto hasta el momento. La Penya se iba de 18 tras dos tiros libres de Laviña (53-35). Y ahí se acabó el Joventut. Desaparecieron Sonseca, no dio señales de vida Bracey Wright, en su peor actuación como verdinegro y Sito no le dio minutos a Norel, que había demostrado ser capaz de hacer daño. Sin embargo, Felipe Reyes despertó cuando su equipo más lo necesitaba. Hervelle, incombustible en el rebote y acertado en el lanzamiento, también quiso poner su granito de arena. Y sobretodo, Bullock y Raül López. El estadounidense tomó la responsabilidad anotadora y el base catalán, estuvo magnifico dirigiendo y penetrando a canasta. Plaza sólo utilizó siete jugadores en la segunda parte, y no le salió mal. El Madrid devolvía el parcial a la Penya y tardó poco en meterse plenamente en el partido. Primero a 11 puntos, luego a 7 y finalmente a 4 puntos, la diferencia con la que acabó el cuarto (61-57). Pagó caro el DKV su poca rotación interior y el Madrid, tras enlazar dos buenas defensas, se puso en mono de trabajo y se creció. Incrementó su intensidad y eso lo notaron los verdinegros, atascadísimos en ataque y sobreviviendo a base de individualidades. Eso es, Demond Mallet, que acabó el cuarto con 19 puntos. El único que se salvó de unos minutos nefastos de la Penya, que aún así seguía por delante en el marcador. Aunque lo peor estaba por llegar.

Antes, no obstante, un Mallet empecinado en dejar la victoria en Badalona, convirtió 5 puntos consecutivos, con un triple estratosférico y daba alas a los suyos (66-57, min. 32). Alcanzaba el base de Louisiana su punto número 24. Y no anotaría más. Ni él, ni su equipo. Quedaban ocho minutos que iban a ser una auténtica pesadilla para los badaloneses. 2 puntos en ocho minutos. O lo que es lo mismo, un parcial final de 0-20. Inadmisible para un equipo con las aspiraciones del DKV Joventut. De quitarse el sobrero fue la reacción blanca. Una remontada que les hizo vencer finalmente por 11 puntos (68-79). Y fue gracias a Raül López, haciendo daño con sus triples en la pista que le vio crecer, Bullock demostrando su talento, y Reyes, ahora sí, cerrando el rebote (acabó con 11 y se quedó a 2 de llegar a los 2.500 en la ACB). De mientras, los verdinegros, impotentes, veían como se les escapaba una victoria que tuvieron en sus manos y acabaron tocados física y mentalmente. Los blancos, recuperaron su autoestima y cortaron la racha de cuatro derrotas consecutivas.


SALA DE PRENSA
Joan Plaza (entrenador Real Madrid)

"Estamos contentos con el resultado, evidentemente, ya que tras una primera parte fatal, reaccionamos. Nos hemos sobrepuesto cerrando el rebote y hemos afrontado con tranquilidad el tramo final. Inadmisibles son, eso sí, las 19 pérdidas del primer cuarto. Hemos defendido mejor en la segunda parte y eso, es la base de todo. Hemos apelado a la casta y hemos cambiado totalmente la actitud de una parte a otra. Eso si, los que estén al 100% jugarán. Los otros no. Los que quieran, lo harán.".
Sito Alonso (entrenador DKV Joventut)

“Ellos, los primeros 20 minutos han defendido por debajo de sus posibilidades y nosotros hemos jugado muy bien al baloncesto. Luego, ellos han cerrado fantásticamente el rebote, provocando pérdidas nuestras. Y los partidos duran 40 minutos… Han sido más fuertes en el último momento y hemos sido incapaces de anotar. Nos cayó una losa cuando se pusieron por delante y bajamos los brazos. Estamos tocados mentalmente y vamos cortos de rotación. La preocupación, existe.".


Noticias relacionadas

Laso: "Ha sido una victoria muy trabajada, difícil y dura"

Lesiones de Kuzmic y Randolph

El Real Madrid noquea al CSKA de Sergio Rodríguez (82-69)

El conjunto de Laso se apuntó el clásico con más historia de la Euroliga a base de coraje, talento y defensa; la victoria costó las lesiones de Kuzmic y Randolph; y gris regreso de Sergio Rodríguez a Madrid.

Sergio Rodríguez: "Tengo ilusión por volver a jugar en Madrid, espero que la gente también la tenga por verme"

El base español, enrolado en el histórico CSKA de Moscú, regresa a la que fue su casa para enfrentarte al Real Madrid, en uno de los encuentros más atractivos de la Euroliga

El Real Madrid se toma una pequeña revancha en La Fonteta

El conjunto de Pablo Laso se impone al campeón Valencia Basket en un partido frenético y decidido al final

Shved y Robinson acaban con las esperanzas del Valencia Basket en su estreno en la Euroliga

 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris