Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Cosas mías   -   Sección:  

Contador, el tiro por la culata

Rodrigo Gil-Sabio
Rodrigo Gil
martes, 30 de septiembre de 2008, 10:16 h (CET)
Al talentoso Alberto Contador le ha salido el tiro por la culata. La famosa ‘pistola’ imaginaria que dispara en la meta durante sus grandes triunfos, funciona al revés para tristeza de un ciclista que no merece todas las tachuelas que le están poniendo como corredor profesional.

Ganó un Tour bajo sospecha y nunca se probó nada. Al año siguiente no le dejaron correr –vetaron a su formación, el Astana- y, rabioso por el injustísimo veto, llegó al Giro y se impuso a todos los ‘pistoleros’ del far west italiano. No contento con ello, ayudó a España a conseguir el oro olímpico en Pekín, metal reencarnado en su compañero y amigo Samuel Sánchez.

Aún ha tenido fuerzas este año para llegar a la Vuelta y quitarse de un plumazo a todos sus rivales. Algunos, como Mosquera, le acusaron de no dar relevos cuando iba vestido de amarillo y tanto se jugaba. Por si fuera poco, en su equipo hubo un pequeño ‘motín’ y trabajaron contra su líder natural y contractual en momentos de máximo riesgo, con un Levi Leipheimer amenazante y traicionero. Y Contador no ha entrado al trapo en ningún caso. Que no ha desenfundado su pistola, vaya.

Y ahora, cuando toda España y todo el pelotón internacional se han rendido a las excelencias de un grande del ciclismo mundial, resulta que llega Lance Armstrong con su caja registradora y dice que vuelve a Tour en el 2009,… y con el Astana para más inri.

Ante tanto atropello y puñalada trapera, Contador ha saltado como un resorte para decir: “¡Qué pasa aquí, que soy el tonto de la boda o qué!”. Pues eso, que ha dicho que si viene el estadounidense, tendrá que buscarse otro otro proyecto deportivo cuando se lo ha ganado de pleno derecho. Lo mismo que Carlos Sastre, ninguneado por su director deportivo. Si estas son las estrellas españolas, cómo estarán los demás…

Alberto Contador ha ganado la ‘triple corona’ y necesita un nuevo proyecto, ya que ir al Tour 2009 con el Astana, con Armstrong y Leipheimer, es como estar en el camarote de los hermanos Marx. Un auténtico disparate. Señores del ciclismo español: piensen con la cabeza. Hemos pasado en tan solo un par de años de la Operación Puerto que nos señalaba como cabezas de turco a tener grandes campeones limpios de toda sospecha. No tiremos todo esto por la borda...

A Contador no le están dejando salidas y es una pena, porque es un superclase de los que creíamos que ya no quedaban. Pero está ahí, con su ‘revólver’ preparado para dispararlo en línea de meta. El problema es que está solo. Solo contra todos. Y el ciclismo, que es un deporte de equipo, acaba por ningunearte. Una pena. Con los americanos (Armstrong & cía) y los rusos (Astana) ha vuelto la ‘guerra fría’ al ciclismo internacional. Y nosotros, como siempre, enmedio.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris