Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Análisis internacional   -   Sección:   Opinión

ONU y ONN

Isaac Bigio
Isaac Bigio
martes, 30 de septiembre de 2008, 10:12 h (CET)
En los países como en el fútbol hay varias ligas. En la primera división están los 192 países miembros de la Organización de las Naciones Unidas (UNO), la misma que, a su vez, tiene un club directivo que es el consejo de seguridad timoneado por las 5 súper-potencias nucleares.

Luego le sigue la Organización de las Naciones No-Reconocidas (ONN), integrada por unos 70 países que claman por entrar a la ONU. Después hay una ‘tercera división’ compuesta por cientos de nacionalidades o de regiones especiales que no buscan la independencia sino más autonomía o derechos dentro de sus respectivos Estados.

En las últimas dos décadas 6 naciones de la segunda división pasaron a la primera, mientras que EEUU ya reconoció a Kosovo y Rusia acaba de hacer lo mismo con Abjasia y Sud-Osetia. En las Américas hay solo 6 naciones que están en la segunda división (tsimshian, nuxálk y dene del Canadá, lakota de EEUU, nahuas o aztecas de Mesoamérica y araucanos de Chile y Argentina). Sin embargo, hay una posibilidad para que cambas y aymaras pudiesen luego pedir entrar a la ONN y que ello incentivase a que diversas nacionalidades amerindias (como varias del Amazonas) quisieran hacer lo propio.

Entrar a la ONN no implica que se llegará a entrar a la ONU o que habrá una guerra interna. Empero, un Estado que no tiene a su interior a una nacionalidad que se afilie a la ONN se libra de tener una piedra en el zapato que cuestione su integridad territorial, que llame a otros países a intervenir en el suyo y que en un momento de crisis interna pueda querer agudizar ésta.

Noticias relacionadas

La dictadura de Amazon

Nueva York y Virginia serás las dos ubicaciones de la sede

De idiotikos y politikois

En la antigua Grecia los asuntos de Estado concernían a todos los habitantes de la “polis”

La vieja heroína del barrio

La Policía da la alarma, y varias instituciones que combaten la drogadicción y asociaciones vecinales lo corroboran: la heroína ha llegado de nuevo a los barrios

Marx y los vacíos por colmar

El marxismo-leninismo malogró, y continúa haciéndolo, todo cuanto de acertado propusiera Marx

Qué explicaría la visita de Xi Jinping a Panamá

Panamá no constituye ejemplo de gran o mediana potencia
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris