Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Políticamente incorrecta  

Pan, circo y sangre

Almudena Negro
Almudena Negro
@almudenanegro
martes, 9 de septiembre de 2008, 04:38 h (CET)
En un momento en que, a punto de entrar en recesión económica y con el INEM a las puertas de un déficit equivalente a la suma total del desembolso que ha supuesto la perversa y demagógica medida electoral de los 400 euros, y cuando ya ni los apesebrados de la “Plataforma de apoyo a Zapatero” (PAZ) serían, creo yo, capaces de cantar sin sonrojarse –y mira que tienen cara los tíos- eso de “defender la alegría”, hay que tapar con cortinas de humo “como sea” la dramática situación que se nos viene encima. Crisis económica en la cual aún estamos apenas entrando y que ya, apenas comenzada, se ha dejado más de medio millón de parados por el camino.

Así pues, nada como resucitar a los muertos y enterrar la transición democrática, para lo que, con el aplauso del gobierno de Rodríguez Zapatero, el juez Baltasar Garzón se ha propuesto desenterrar para amenizar tertulias radiofónicas y televisivas con tristes y bochornosas peleas entre las supuestas dos Españas de hace más de setenta años, como si acaso desde entonces aquí nada hubiera cambiado. Debate que, como pueden imaginar, debería ser objeto de estudio de los historiadores, no de los políticos. Y mucho menos de la sociedad civil, a la cual se pretende trasladar el encanallamiento de una clase política dirigente demagógica y populista, empeñada aún en expulsar de la vida civil a media sociedad, la de, según ellos, “los malos”. Qué pena y qué imprevisibles consecuencias…

Por si revolver el pasado no fuera bastante pan y circo para entretener a la ciudadanía más adormecida, Bibiana Aído, la ministra a cuyo papá han subido el sueldo en casi tres mil euros mensuales por eso de que no note la crisis que sólo existe en la mente de los antipatriotas, anuncia una ley de aborto libre y un nuevo supuesto que, si no habláramos del mayor genocidio cometido jamás, que es el de los no natos, sería para tirarse de la risa: “conflicto personal”. He ahí el motivo para liquidar una vida, según estos progresistas que en realidad están haciendo suya toda la brutalidad biológica –del aborto a la eugenesia- del nacionalsocialismo alemán. Y la objeción de conciencia, derecho fundamental en todo Estado de Derecho, ni qué decir tiene, que esos que se llaman a sí mismos progresistas, la quieren aniquilar.

Y como no hay dos sin tres, ahí tienen a Bernat Soria, cuyo currículo es casi tan oscuro como sus intenciones, anunciando que la sociedad está “preparada”– los totalitarios siempre confunden “social” con “político”- para la eutanasia activa. Y Chaves, presidente del PSOE y eterno mandamás andaluz, anda elaborando un proyecto de ley para Andalucía que permitirá a la Junta ordenar, a través de comités que aún encima tendrán la caradura de llamar “éticos”, matar a enfermos terminales, aunque la familia de los mismos se oponga, multará a los médicos reacios a matar un paciente con hasta un millón de euros y aplicará la eutanasia también a menores de edad y en algunos casos –mayores de 16- sin escuchar la opinión de sus padres.

Pan, circo y sangre. Mucha sangre.
Noticias relacionadas

Torra y su camarilla de independentistas, desmemoriados pertinaces

“La lesión que hacemos y la que sufrimos no están pesadas en la misma escala. Aesop Fables

Debate en televisión española

Ofrezco en este artículo algunas reflexiones sobre el debate político a cuatro celebrado en el Estudio 1 de la televisión pública

Libertad de expresión

Parece lógica y fácil de entender la diferencia que hay entre rebatir una idea y vejar a una persona solo por el mero hecho de expresarla

¿Cómo se ve atrapada Mervi en los textos de Dickinson para crear esa atmósfera poética?

El libro se hace visible y comienza con una carta de una a otra mujer

Por qué Lucía no votará a Pedro Sánchez

Pedro Sánchez decidió duplicar gastos electorales y arrancarnos del bolsillo a los españoles alrededor 180 millones de euros
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris