Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Análisis internacional   -   Sección:   Opinión

Colombia, Perú y Bolivia

Isaac Bigio
Isaac Bigio
miércoles, 6 de agosto de 2008, 08:41 h (CET)
El 20 de julio, el 28 de julio y el 6 de Agosto festejamos los días nacionales de ambas repúblicas. Lo paradójico es que en su momento todos los habitantes de esos países y de sus entornos llegamos a ser ‘peruanos’, ‘colombianos’ y ‘bolivianos’.

En 1825 la República de Bolívar fue creada. Hasta entonces ésta se llamada ‘Alto Perú’. Este fue el último país andino en ser proclamado y el último en renunciar a ser parte del Gran Perú (el mismo que en el Siglo XVI abarcaba a casi toda Sudamérica y partes de Centroamérica).

‘Colombia’ es hoy solo uno de los 5 pedazos que queda de la república que bajo ese mismo nombre nació en 1819 y también representa menos del 5% del territorio que originariamente ésta debía tener: pues quien creó dicho nombre (Miranda) quiso así unir a todo el continente de Colón donde se hablasen lenguas peninsulares.

‘Bolivianos’ deberíamos ser todos aquellos países que Bolívar liberó (Venezuela, Colombia, Panamá, Ecuador, Perú, Bolivia y gran parte de Chile y de Guyana).

La actual ‘Bolivia’ no ocupa ni la mitad de su área original. Con los territorios originales de ‘Perú’ y ‘Colombia’ hay una minimización aún mayor. En cambio, EEUU, que nació con un área inferior a cualquiera de ellos, hoy se ha apoderado del nombre de todo el continente (América).

En esta era de globalización y de bloques regionales nuestro futuro bien puede pasar por reunificar a los países que Bolívar emancipó o quiso hacerlo, de reconstruir lo que fuese el gran Perú y de revitalizar la original Colombia: es decir la América Latina unida.

Noticias relacionadas

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XLI)

Poderoso señor es don Dinero

Cuando ruge la marabunta

Este 18 de julio me ha evocado la película de Byron Haskin (1954)

Límites de la justicia

​Discrepamos del enfoque del abogado Carles Mundó, político adscrito a ERC, respecto a las consecuencias del 155 en el cambio de orientación de las perspectivas

El 155 factor determinante en la recuperación de Cataluña.

“En el mercado libre es natural la victoria del fuerte y legitima la aniquilación del débil. Así se eleva el racismo a la categoría de doctrina económica” Eduardo Galeano

Genios anhelados

Son imprescindibles; pero abundan las tergi versaciones
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris