Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Leyes antivida

Miguel Rivilla (Madrid)
Redacción
viernes, 1 de agosto de 2008, 14:50 h (CET)
El Gobierno socialista ha colocado a España en la cultura de la muerte o lo que es lo mismo, propiciará en la presente legislatura el aborto y la eutanasia. De hecho los legisladores lo hacen en virtud de sus ideologías partidistas, no por sus convicciones personales. La izquierda votará las leyes antivida, sin consideración alguna a lo que manda Dios, sino a lo que mande el Partido. La Oposición mirará para otro lado y no rechazará como grupo, abiertamente, el aborto. Conclusión: Ambos grupos no son de fiar. A quienes no les importa Dios, menos les importará la vida. Los que se arrugan ante el problema, aunque se crean creyentes no son tales, pues obran contra la manifiesta voluntad divina, expresada en el 5º mandamiento.

Los creyentes cristianos proclamamos aquí y ahora; hoy y siempre y en todas partes: ”Hay que obedecer a Dios antes que a los hombres”.Obedeciendo a los hombres y desobedeciendo a Dios, no hay cristiano que valga. Es incoherencia, pues se legisla contra Dios, autor de toda vida. Un cristiano sabe que Dios-el único vivo y verdadero- no es insensible ni indiferente ante una ley antivida, le afecta, le ofende, le repugna, la rechaza y condena.

No priva de su libertad a los que obran mal, pero siempre serán éstos responsables en conciencia de su mal obrar. Este es el auténtico problema al promulgar leyes injustas.

Conclusión: Por lógica, coherencia intelectual y sentido común podemos decir que nada bueno cabe esperar de las leyes antivida. Se priva violentamente a los seres más inocentes e indefensos y encima se quiere justificar la barbarie apelando a los derechos de la madre.

Noticias relacionadas

El día de…

Nos faltan días en el año para dedicarlos a las distintas conmemoraciones y recordatorios

Como hamsters en jaula

​Hermanos: estaréis de acuerdo conmigo de que los acontecimientos políticos están pasando a una velocidad de vértigo

La revolución del afecto como primer efecto conciliador

Nuestro agobiante desconsuelo sólo se cura con un infinito consuelo, el del amor de amar amor correspondido, pues siempre es preferible quererse que ahorcarse

¿Qué se trae P. Sánchez con Cataluña?

Se dice que hay ocasiones en la que los árboles no nos dejan ver el bosque

¿Nuestros gobernantes nos sirven o les servimos?

Buscar la justicia, la paz y la concordia no estoy seguro de que sea al principal objetivo de los gobernantes
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris