Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Carta al director  

Atascos en la costa granadina

Manuel Villena (Granada)
Redacción
viernes, 18 de julio de 2008, 04:41 h (CET)
Tras muchos años de promesas y al mismo tiempo plagados de infinidad de mentiras, engaños y falsedades, lo único verdaderamente cierto y real es que, a la fecha de hoy, la autovía Granada-Motril está sin acabar, con los consiguientes y descomunales atascos padecidos día a día por los sufridos usuarios de esta ruta. También es ciertoque ante tan penosa situación en ese largo periodo de tiempo no ha habido cese ni dimisión alguna, lo que es muy normal en la vida pública española.

Para paliar esta situación, hasta la conclusión de la autovía en cuestión, se podría hacer lo que se hizo con el aeropuerto de Jaén. De todos es conocido que Jaén no tenía aeropuerto, pero de la noche a la mañana al aeropuerto de Granada se le añadió el nombre de Jaén y asunto solucionado. De igual manera a la autovía Granada Motril se le pueden ofrecer dos alternativas, denominándolas Granada-Málaga-Motril o Granada-Almería-Motril. Solamente hay un pequeño inconveniente y es que la autovía del Mediterráneo que une Almería y Málaga a su paso por territorio granadino se encuentra prácticamente sin hacer.

Por todo lo cual “a joderse toca”.
Noticias relacionadas

Dignidad y valores

La dignidad es el respeto y estima que toda persona por el hecho de estar viva se merece

Rivera apela al transfuguismo político. Quien no corre vuela

Quizá esta ha sido la más rocambolesca época de distrofia política, donde el futuro de España se está jugando al “estraperlo”

En el último minuto

​Si no fueran politicos adolescentes sino hombres de Estado, con visión del bien común del país y no de partido o personal, se agarrarían 'in extremis' a un gobierno de gran coalición con pactos de mínimos ante los grandes eventos que nos anuncia el futuro

Ver, juzgar y actuar

​Voy colgando mis modestos artículo en un blog al que he titulado “ver, juzgar y actuar”, los tres pasos que aprendimos en el libro de Maréchal, La Revisión de Vida, en mis años juveniles en la Acción Católica y seguramente el paso más difícil es el de juzgar, pues si cada hecho sobre el que me fijo a la hora de escribir no lleva a un juicio sobre mi mismo queda reducido, en el mejor de los casos, a un simple comentario bastante inútil.

Párrafos que no irán a ninguna parte. Parte II

No a los malos tratos, a la maldad. No al dolor inaugurado ni la terquedad
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris