Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Cosas mías   -   Sección:  

Deporte español, la envidia del mundo

Rodrigo Gil-Sabio
Rodrigo Gil
miércoles, 9 de julio de 2008, 01:22 h (CET)
Estamos en 2008, el gran año de deporte español. Después de lo del fútbol y de lo de Nadal, ya no sé qué más cosas podemos ganar. Hemos conquistado la cima en Fórmula 1 con Alonso cuando históricamente no éramos nadie. En realidad nunca lo hemos sido hasta la tremenda irrupción del asturiano. En fútbol tres cuartos de lo mismo: aquél título en blanco y negro de Marcelino en 1964 y pare usted de contar hasta que llegaron los colegas de Íker Casillas, y nada, prueba superada en Austria.

Y ahora lo de Nadal en Wimbledon 42 años después de la gesta, también en blanco y negro, de Manolo Santana. ¿Qué podemos ganar más? Pues se me ocurren más cosas, ya que estamos: El Europeo femenino de waterpolo en Málaga, que ya estamos en semifinales; y los Juegos Olímpicos de Pekín. Por pedir, que saquemos 25 medallas olímpicas pulverizando todos los records y que nos vayamos felices de vacaciones.

El deporte español está siendo la envidia del mundo. Los periodistas de otros países preguntan qué comen los nuestros, que están tan lustrosos y son tan invencibles. Pues nada, dieta mediterránea, mucho entrenamiento, trabajo técnico, dedicación exclusiva y talento, grandes dosis de talento. Es un verdadero placer ver jugar a selecciones españolas de baloncesto, balonmano, voleibol, fútbol sala, waterpolo… y ahora también los mayores de fútbol, que ganan hasta Eurocopas y todo.

Y eso por no hablar de estrellas individuales como Rafa Nadal –qué final ante Federer, qué espectáculo, que delicia, qué dos colosos-, Pau Gasol, David Villa, Íker Casillas, Fernando Alonso, Paquillo Fernández, Dani Pedrosa, Jorge Lorenzo, David de la Cal, Alberto Contador, Alejandro Valverde, Willy Molina, Gemma Mengual, Gisela Pulido, Mireia Belmonte, Erika Villaécija, Blanca Gil, Patricia del Soto,… Me dejo a tantos que no cabrían aquí, claro.

Pues sí, ha nacido el espíritu de la Roja. Se nota en la calle, en el super, en el bar de la esquina. Hasta los que nunca consumen deporte, saben de las andanzas de nuestros deportistas. ¿Se imaginan en Pekín una final de basket España-Estados Unidos? ¿Gasol-Bryant? ¿O de tenis olímpica Federer-Nadal? ¿O de balonmano ante Alemania?

Esto hace veinte años era impensable pero ahora me dicen que un español le gana en tenis de mesa (el popularmente conocido como ping-pong) a un chino y me lo creo, vaya si me lo creo. Después de lo de Viena y de lo de Wimbledon somos capaces de organizar unos Juegos Olímpicos de Invierno en la pista del Xanadú de Alcorcón y encima repetir la gesta de Paquito Fernández Ochoa en Sapporo. El chiringuito de la playa de Málaga está haciendo el agosto con la bandera de España. ¡Y los hay que todavía suspiran por Cristiano Ronaldo!

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris