Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Carta al director  

Frente a quienes se empeñan

Valentín Abelenda (Gerona)
Redacción
lunes, 7 de julio de 2008, 01:15 h (CET)
La Iglesia siempre se preocupa de los más débiles e inocentes que son víctimas de esas injusticias, pero también de quienes habiéndolas provocado –es el caso de la mujeres que han abortado voluntariamente-, sufren y buscan la paz y la posibilidad de recuperarse.

Frente a quienes se empeñan en presentar a la Iglesia y a sus miembros como profetas de calamidades, portadores de un "no" que condena permanentemente, el anuncio del Evangelio de la Vida es un sí rotundo que apuesta por la dignidad suprema de la persona humana, incluso en las situaciones más difíciles, aquellas en que la mayoría de las voces que se oyen le hacen el coro a la cultura de la muerte.

Noticias relacionadas

Proverbio árabe

Podemos lleva cuatro años atacado furibundamente por todos

La lista electoral como arma

​En el momento político actual, parece que en algunos partidos está ocurriendo lo mismo: La facultad-arma de hacer listas electorales condiciona todo

Torra burlándose del Gobierno, la Junta electoral y España. ¡Cáspita!

El señor P.Sánchez y su gobierno, con la señora Celaá de encubridora oficial de chanchullos, no han hecho, hacen ni harán nada para parar al independentismo del señor Torra. Tienen demasiado que perder

Naturaleza humana

Existen muchas formas de entender la naturaleza humana

Virtualidad progresiva

Por fortuna, la civilización asienta sobre numerosos pilares, sumando incuestionables conquistas en un progreso evidente
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris