Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Obama entra en la historia

Diego Contreras (Sevilla)
Redacción
viernes, 6 de junio de 2008, 05:16 h (CET)
La proclamación oficiosa de la nominación presidencial para Barack Obama en el Partido Demócrata es un hito histórico sin precedentes en los EE.UU. Ser el primer candidato negro con posibilidades reales de llegar a la presidencia del país más poderoso del mundo es un éxito absoluto en sí mismo.

Teniendo en cuenta que hasta hace poco más de 30 años se seguían practicando políticas de discriminación racial, podemos considerar a Obama como un la persona que confirmó la vigencia plena de los derechos civiles en América. Pero más allá del logro conseguido, Obama debería intentar conectar con los votantes de su gran rival en las primarias, la senadora Clinton. En efecto, si el carisma del afro-americano se refleja en votantes de su propia raza, en las nuevas generaciones urbanas y la mediana burguesía, el de Clinton se expande hacia las grandes bolsas de votos de la América profunda y rural, predominantemente blanca y profundamente conservadora en esencia, así como la latina, primera minoría racial de los EE.UU.

En este estado de cosas, la posible unión de ambos conformaría un “ticket” electoral muy potente con posibilidades más que reales de llegar a la más alta magistratura del País, posibilitando que unan su voto diferentes grupos sociales que, de otro modo, jamás votaría al rival que tumbó a su candidato. Por otro lado, la inclusión de Hillary añadiría unas dosis aconsejables de “realpolitik”, nunca desdeñables en quien dirigirá a la hiperpotencia, aunque con ello se tenga que renunciar a parte del sueño “neokennedyano” de la nueva “Camelot” de Obama.

Esta conjunción perfecta de estrategias podría vencer, no sin dificultades, al senador McCain en la próximas elecciones presidenciales de Noviembre, cuando América decida si quiere abrir nuevos caminos de esperanza e ilusión o, por el contrario, abrace de nuevo el continuismo que, también hay que decirlo, tan buenos resultados ha dado a los norteamericanos dentro y fuera de sus fronteras.

Noticias relacionadas

Gobernantes y gobernados

De la adicción a los sobornos, a la adhesión de los enfrentamientos: ¡Váyanse al destierro ya los guerrilleros!

Borrell en retirada o táctica del PSOE

Pátina de sensatez capaz de equilibrar unos nombramientos en su momento tomados como extravagancias

Plagscan desmiente a la Moncloa y R.Mª.Mateo censura la TV1

Un gobierno enfocado únicamente a conseguir mantenerse en el poder

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris