Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Políticamente incorrecta   -   Sección:   Opinión

Que lo paguen cantando

Almudena Negro
Almudena Negro
@almudenanegro
martes, 13 de mayo de 2008, 06:42 h (CET)
Se acaba de anunciar: el Gobierno de España tiene previsto, coincidiendo con la grave crisis económica, perdón “desaceleración transitoria ahora más intensa” como lo llama el señor de la ceja, que atraviesan familias y empresas, aumentar la factura de la luz en nada más y nada menos que un veinte por cien. Subida que, por supuesto, repercutirá en los precios ya de por sí inflacionistas. En realidad nadie debe escandalizarse. Lo habían avisado los de ZP antes de los comicios del pasado 9 de marzo. Y es que llevan jugando a subir el recibo de la luz desde que accedieron en 2004 al gobierno. Pues digo yo que los que votaron a ZP, que paguen la subida encantados y cantando y sin rechistar. Cada cual, al fin y al cabo, debe asumir sus responsabilidades. Y el voto es una responsabilidad, no una obligación.

Porque, oigan, que eso de subir los precios de la luz es, desgraciadamente por lo que supone de ausencia de libre mercado y competencia, es una decisión del gobernante de turno. José María Aznar en un momento de bonanza económica decidía bajar la factura, ZP en plena crisis decide incrementarla. Si además por un casual alguno de ustedes cree que España es el colmo del malvado capitalismo y/o liberalismo y que por eso todo sube y se las ven y se las desean para pagar las hipotecas mientras temen pasar a engrosar la lista de señores que “hacen cola” en el INEM –no son parados, son gente que ha decidido apuntarse al paro- pregúntenselo al alemán de E-On, aún alucinado con el nepotismo y enchufismo que en lo que antaño era nación y ahora son diecisiete “republiquetas” se practica.

Encima, no se crean que nos van a subir el precio de la luz -y del transporte y de la comida y de todo- para construir centrales nucleares que garanticen el auto- abastecimiento energético de España, que es un país que importa tanto la electricidad como el gas. Qué va. Detrás de la subida de precios lo que hay es una decisión política del desfasado y carca “happy flower” sesentayochista gubernamental que sostiene el no a la imprescindible para nuestra supervivencia energía nuclear, así como un fundamentalismo talibán de color verde. Aquí nos suben la factura porque hay que pagar la marxistada antioccidental de Kyoto, la cual, por cierto, dan ya por fracasada –supondría la deslocalización de la gran mayoría de la industria- hasta sus promotores. Cuando el barril de Brent alcance –y dicen los expertos que llegará- los doscientos dólares… que canten. A pleno pulmón.

Los demás, como buenos antipatriotas, nos agarremos un cabreo monumental cuando nos llegue la factura en septiembre. Y nos acordaremos de la madre del candidato del “corullazo”, de Arenillas el de las facturillas, de Maite Costa de la Comisión Nacional –con perdón- de la Energía y hago el informe que me toca y hasta del abuelito de ZP que combatió bajo las órdenes de Francisco Franco reprimiendo a la izquierda golpista en Asturias.

Noticias relacionadas

Borrell en retirada o táctica del PSOE

Pátina de sensatez capaz de equilibrar unos nombramientos en su momento tomados como extravagancias

Plagscan desmiente a la Moncloa y R.Mª.Mateo censura la TV1

Un gobierno enfocado únicamente a conseguir mantenerse en el poder

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida

Y vuelta a las andadas

Golpean el hierro en frío
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris