Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

La subida de los precios de los alimentos también afecta a África

María Teresa Vaquero (Pamplona)
Redacción
viernes, 9 de mayo de 2008, 17:04 h (CET)
La subida de los precios en alimentos básicos está dando lugar a situaciones muy comprometidas en varios países y África no podía sustraerse a esta situación mundial, según indicaba la agencia de noticias de Naciones Unidas IRIN (www.irin.org)

En Nigeria, por ejemplo, el gobierno ha anunciado que importará 500.000 toneladas de arroz para cortar el efecto de la subida general de los precios en ese país. La decisión ha sido tomada en una reunión de emergencia entre el Presidente de Nigeria y los gobernadores de los 36 estados nigerianos. Por ahora no hay hambruna, pero los precios siguen subiendo y escasean los alimentos en varios lugares.

El precio de un saco de arroz ha doblado y hasta triplicado, llegando a los 102 dólares. En Abuja, el precio de la mantequilla, las alubias y el pan ha doblado en las dos últimas semanas. El gobierno quiere vender el arroz importado a la mitad del precio de mercado. Pero algunos observadores cuestionan la forma en que va a llevarse a cabo la importación masiva de arroz, la mayor en la historia reciente de Nigeria. El problema principal radica en la distribución de este arroz importado.

Nigeria abandonó la agricultura durante los años 80, cuando el gobierno centró la economía en la exportación de petróleo, que representa en la actualidad más del 90% de los ingresos del país. Como consecuencia de esta política, Nigeria sólo produce 500.000 toneladas de arroz aunque el consumo anual es de 2,5 millones de toneladas.

Según el informe del PNUD, Nigeria ocupa el lugar 158 en la lista de países, siendo su Índice de Desarrollo Humano de 0,470 y es considerado un país de desarrollo humano bajo.

En Somalia, unos 3.5 millones de personas, casi la mitad de la población del país, podrían necesitar ayuda alimentaria a finales de año, debido a la gran subida del precio del arroz, a una dura estación seca y a la tardanza en la llegada de las lluvias. Por ahora son más de 2,6 millones de personas las que necesitan ayuda, lo que supone un aumento del 40% desde el mes de enero.

Los precios de los cereales tanto importados como producidos localmente han subido entre un 110% y un 375% durante el pasado año. Este aumento record ha obligado incluso a los padres a sacar a sus hijos de las escuelas por falta de dinero.

En Camerún se ha producido una subida de los precios de los alimentos a pesar de que el gobierno ha suprimido los impuestos de importación.

Dos meses después de la decisión del gobierno que afectaba al arroz, la harina y el pescado, como respuesta a las manifestaciones debidas al aumento de los precios, el precio de venta no ha cambiado e incluso ha aumentado en algunos casos. Esto sucede a pesar del acuerdo entre el gobierno y los mayoristas, que aceptaron bajar los precios si el gobierno suprimía los impuestos; pero el problema reside en los revendedores, que no respetan el acuerdo.

En Douala, la capital comercial, y en Yaoundé, la capital administrativa, el gobierno ha cerrado 50 tiendas de detallistas que continuaban vendiendo el arroz al mismo precio. Pero, según ha sabido IRIN, los detallistas esperaban a que los mayoristas bajaran los precios e indican que el gobierno no les puede obligar a vender a un precio inferior si no compran la mercancía a precio inferior. No importa quién sea el responsable de la situación actual, pero el control de los precios no parece la solución, según afirma un economista del país, pues los precios no pueden ser fijados por decreto.

Los precios se establecen en función de la oferta y la demanda y China, que ha sido el primer abastecedor de arroz a Camerún hasta el año 2004 ha reducido sus reservas. Mientras la demanda mundial sea superior a la oferta, la supresión de los impuestos de importación no resolverá el problema. A pesar de la eliminación del impuesto, el arroz ha subido un 7% y el precio podría elevarse, pues en dos o tres meses los otros países exportadores podrían suspender sus exportaciones.

Con las medidas del gobierno se puede obtener una mejora a corto plazo, pero son los efectos a largo plazo del control de los precios los que inquietan a los economistas. Pueden crearse mercados paralelos si se intenta mantener los precios y hay riesgo de que los comerciantes exporten sus productos a los países vecinos y Camerún disponga de menos víveres. El gobierno debe restablecer los impuestos y emplear este dinero en subvencionar la producción local, garantizando la seguridad alimentaria.

Según el informe del PNUD, Camerún tiene un Índice de Desarrollo Humano de 0,532, ocupando el puesto número 144 y siendo considerado un país de desarrollo humano medio.

El aumento de precios a nivel mundial está relacionado con la producción de biocombustibles. El presidente del Banco Mundial, Robert Zoellick ha indicado que esta subida podría agravar la pobreza de 100 millones de personas; además, Dominique Strauss-Kahn asegura que está en juego la estabilidad política de muchos países. Así, en Haití cayó el gobierno tras unos disturbios por la carestía de los alimentos que causaron por lo menos cinco muertos.

Jean Ziegler, de Naciones Unidas, ha sugerido una moratoria de cinco años en la producción de los biocombustibles. En un informe presentado por este sociólogo suizo se critica que la Unión Europea se haya fijado un objetivo de producción de bioetanol que, al no poder cumplir, obligará a la importación de materia prima de África. Es significativo el hecho de que los Estados Unidos empleen un tercio de la producción de maíz como biocarburante.

La globalización hace que una situación de crisis afecte en mayor o menor medida a todos los países, pero son aquellos que dependen más de las importaciones y que tienen una economía de subsistencia los más afectados por la situación actual.

Esperemos una respuesta global a un problema global.

Noticias relacionadas

Qué explicaría la visita de Xi Jinping a Panamá

Panamá no constituye ejemplo de gran o mediana potencia

¿A quién voto en las próximas elecciones andaluzas?

Los socialistas han gobernado en Andalucía desde 1982 sin interrupción y no hemos salido del vagón de cola

Macron y Mohammed 6 en tren de alta velocidad

Mientras otros países del Magreb se resisten a la modernidad, Marruecos se suma a la carrera espacial y viaja en trenes de alta velocidad

¿Hacia un Brexit traumático?

La irrupción de fuerzas centrífugas consiguió la victoria inesperada

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris