Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

El 2 de mayo: crónica de una traición continuada

Mario López (Madrid)
Mario López
miércoles, 7 de mayo de 2008, 03:11 h (CET)
Pasé el fin de semana en Malasaña y he sido testigo de cómo los poderes municipal y regional robaron la fiesta a los vecinos. Todas las calles aledañas a la plaza del 2 de mayo tomadas por la policía que en penosas rondas, sobre sus modernas cabalgaduras de acero, remedaban a la caballería francesa con la que finalmente los madrileños decidieron vérselas hace doscientos años. De madrugada parecía aún mayor el número de motoristas policiales que el de peatones civiles.

Hoy como ayer, el poder paseó ufano su arrogancia ante los pasmados ojos de los ciudadanos. Hay que recordar que en 1808 el comandante Joaquín Murat era el gobernador de Madrid, como hoy puede serlo Aguirre. Que a Murat le puso Napoleón a instancias de los Borbones y que a Aguirre la puso el voto mayoritario de la ciudadanía. Y no sé qué es peor: que te robe la fiesta un francés impuesto por la traición de unos monarcas que lo son por la gracia de Dios, o que lo haga la persona en la que depositaste libremente tu soberanía para que la administre con respeto, prudencia y desinterés. Viendo estas cosas, así como la vuelta del fascismo en Italia o la definitiva rendición de Occidente al poder de las multinacionales, sólo cabe pensar que la democracia, la libertad, la fraternidad o la igualdad han sido tan sólo el breve sueño de una noche de verano que se fue para nunca más volver. Por mucho que lo queramos adornar, seguimos siendo siervos de la gleba. La escenificación política a la que asistimos es eso, puro teatro. Hoy nuestro señor es el Mercado, riguroso e implacable tirano que nos somete a sus continuos caprichos, a los mayores sacrificios, a las más lamentables veleidades y, lo que aún es peor, a la condición de devoradores de seres humanos, de esos seres humanos que pueblan la tierra a la que llamamos ordinariamente el Tercer Mundo. Aún me queda un átomo de confianza en la especie y espero que algún día se produzca la sublevación de los pueblos contra la tiranía de la oligarquía internacional. Todas las autoridades asistieron a los fastos organizados en honor de los héroes de Madrid, a los que hoy como ayer han usurpado vilmente.

Noticias relacionadas

La plaga del divorcio

El divorcio se le considera un ejercicio de libertad cuando en realidad es un camino hacia la destrucción moral

Tortura y poder

Está claro que la tortura no puede ser objeto de justificación, ni siquiera la aparentemente civilizada

Absurdo pensar que Casado pueda reflotar al PP para mayo

“Nuestra recompensa se encuentra en el esfuerzo y no en el resultado. Un esfuerzo total es una victoria completa.” Mahatma Gandhi

¿Está más cerca la República en España?

¿Por qué triunfó la Moción de censura contra Rajoy?

Ábalos, Organización y Fomento

¿Ferrocarril en Extremadura? No me siento responsable
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris