Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   La tronera   -   Sección:   Opinión

Orgullo de ministra

Jesús Salamanca
Jesús  Salamanca
lunes, 21 de abril de 2008, 01:53 h (CET)
Parece que las cosas empiezan a cambiar en el entorno de la ministra Carme(n) Chacón. Quiero suponer que se lo pensará dos veces antes de meter la pata, diciendo o haciendo estupideces, como lo de apoyar hasta hace poco cuanto iba contra España. Las hemerotecas están para ser leídas y estoy leyendo el apoyo puntual, con camiseta grabada incluida, a aquel esperpento que difundió aquello de: “España me la suda por delante y por detrás”.

Vaya por delante que me parece muy bien el nombramiento de Carme(n) Chacón como ministra de defensa. Algunas veces hay que dar a probar dos tazas a quien no quiso una, con el fin de reconvertirle para la causa de España. Por cierto, no ha olvidado la ministra el nombre de España delante de las tropas desplazadas a Afganistán. Eso ya es un paso. Poquito a poquito. No será este articulista quien se ‘despendole’ por tal nombramiento, después de conocer la continuidad de ‘célebres’ mediocridades como Magdalena Álvarez.

Y, dicho sea de paso, nuestras tropas no pintan nada allí, donde corren un tremendo y diario peligro; bastante más peligro que en su día en Irak, pues estaban a ochocientos kilómetros del frente, mientras que en Afganistán permanecen en primera fila, con la consiguiente mofa y gestos despreciativos de los ejércitos aliados. Pero eso no quiere decir que no sintamos orgullo y admiración por las tropas allí desplazadas. Eso sí, nunca más que por el riesgo que corren a diario miles de españoles en su respectivo puesto de trabajo.

El hecho de que a la señora ministra se le haya olvidado brindar por España, no tiene la menor importancia. Y me sorprende que algunos medios pongan énfasis en tal olvido. Lo que ya no me parece ético es que se desplace todo un equipo médico, con ginecólogos, anestesistas y pediatras. ¿Nos hemos vuelto locos? Me parece muy bien que declare a la prensa su intención de visitar distintas misiones en el exterior antes de dar a luz; pero de ahí a que se desplace con ella un equipo médico me parece una exageración, además de una vulgar discriminación hacia la mujer que trabaja con riesgo de su propia situación. Quiero escuchar qué piensan al respecto los colectivos feministas.

Pongamos un ejemplo. Por esa misma regla de tres, las mujeres de los equipos de limpieza de los Ayuntamientos deberían llevar junto a ellas un equipo médico individualizado. Las mujeres albañiles que cuelgan del andamio, y que veo todas las mañanas, no reciben “discriminación positiva” (idiotez de marketing) de sus compañeros. Y por si no son suficientes ejemplos los citados: ahí tienen la heroicidad diaria de miles de maestras itinerantes, que conducen por carreteras de tercera hasta poco antes de dar a luz.

Deberíamos exigir, y algunos llevamos haciéndolo años, para todos los colectivos de trabajo con personal femenino, el mismo trato y cuidados que para la novata ministra Carme(n) Chacón. ¿Acaso la ministra es patrimonio del Estado, si ni siquiera cree en él? ¿Tal vez llevar ‘chuletas’ escritas en la mano da categoría? Debo reconocer que han sido acertadas las palabras de Chacón respecto a que no le preocupan “las críticas de algunos sectores en España que consideran inapropiado viajar en su estado de embarazo”. ¡Hasta ahí podíamos llegar!

Cuando se es ministro o ministra, lo personal pasa a segundo plano. Se debe al Gobierno y a los intereses de todos los españoles. El que esté embarazada o sin embarazar es su problema. No es un problema de los ciudadanos. Cuando se acepta un puesto es para dar de si todo lo que se lleva dentro y cumplir con las expectativas en ella depositadas. Y si no se hace así,… pues se renuncia al puesto. Ya llegará el tiempo de los permisos y del descanso. A los españoles les importa un bledo si gesta o gesticula.

Lo dicho: me alegro del nombramiento de Chacón. Estoy convencido que cuando finalice su mandato habremos ganado un elemento para la causa. Claro que, llegado el momento, también le considero capaz de ‘volver el rabo’.

Desde hace unos días no han faltado mujeres del mundo de la política que se dedican a criticar e insultar a quienes escriben sobre las ministras del Gobierno de Rodríguez; incluso alguna ha tenido la osadia, estupidez y desfachatez de proclamar a los cuatro vientos que en esa crítica está el germen de la violencia de género. ¡Lo que faltaba! ¡Éramos pocos y parió la loba!

Y no quiero acabar el artículo sin denunciar tal estupidez, pues quien dice estupideces tiene un nombre directo y sin vericuetos. Decía la siempre admirada, Rosalía de Castro, que la miseria seca el alma y los ojos además. Pues eso.

Noticias relacionadas

Gobernantes y gobernados

De la adicción a los sobornos, a la adhesión de los enfrentamientos: ¡Váyanse al destierro ya los guerrilleros!

Borrell en retirada o táctica del PSOE

Pátina de sensatez capaz de equilibrar unos nombramientos en su momento tomados como extravagancias

Plagscan desmiente a la Moncloa y R.Mª.Mateo censura la TV1

Un gobierno enfocado únicamente a conseguir mantenerse en el poder

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris