Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Al aire libre   -   Sección:   Opinión

Ninguneo

Pascual Falces
Pascual Falces
martes, 8 de abril de 2008, 06:57 h (CET)
Cuando ya se creía que la presente legislatura sería “más de lo mismo” -el cotarro nacional no da más de sí-, menos mal que desde el conciliábulo internacional han llegado nuevos vientos que distraen y permiten reflexionar. Con suerte, ayudarán a sobrellevar la monotonía y falta de imaginación entre los políticos que nos gobiernan, y los que quieren hacerlo. Da igual, la vulgaridad es sinónimo de política nacional, como “político y mentiroso” equivale a explicarle a un niño qué cosa es un pleonasmo. En Italia, otro que tal baila, celebraron el pasado año, en Bolonia, el llamado “Vaffanculo Day” ("el día de vete a tomar por culo", según la traducción literal, en alusión a los políticos).

Si teniendo 323 escaños -de 350- entre los dos partidos nacionales, han de aceptarse para la gobernación del país las cargantes exigencias del regionalismo ramplón, el lector mejor educado y cuidadoso de sus expresiones, seguro que recordará tan socorrida imprecación, traducida al castellano, propia de cuando algo llega a saturar incluso al más paciente. Aquí no se entiende nadie, y sobre la algarabía sobresalen los “concetos” de Pepiño o las mentiras de la vicepresidenta, hasta aburrir. Según esta señora, “España está en el lugar que se merece”… Preocuparse, ¿de qué? Será su archimaquillada y emperifollada España, la de los titiriteros y el falso currículo del ministro de Sanidad.

¿Cuál fue el motivo por el que soltó tan escandalosa “verdad”? Los medios gráficos y sonoros actuales están siendo los nuevos notarios de la actualidad. La “foto de las Azores”, es una imagen que sigue arrastrando José María Aznar como una de aquellas pesadas bolas de hierro, que, encadenada al tobillo, llevaban antes los presos en los “tebeos”. Y, en eso, Zapatero aún parece tener peor suerte, aunque no se lo tengan en cuenta once millones y pico de españoles: son imborrables aquel “como sea” de Barcelona, o el micrófono “abierto” con Gabilondo, entre otras. A ellas, se ha sumado la terrible escena fotografiada de la “soledad” de Bucarest, la que pretendía minimizar la vicepresidenta.

Pero… ¿adónde estamos llegando? En las Azores, el mandatario americano dio la voltereta al panorama político español, y, es que, la gente lleva mal eso de “sacar pecho” a costa de los demás. En la reunión de la NATO, todos los gobernantes europeos, al unísono, ignoraron al “Gobierno de España” en su máximo representante. Eso es lo que se llama “ningunear”. ¿Nuestro país ya no tiene peso, y resulta desplazable cual “piuma al veneto”?

La cuestión tiene su aquel y hace pensar. ¿Estará España destinada a ser, tan sólo, un capítulo de la Historia Universal del que se pasa hoja? Porque, América se descubrió con naves españolas, y ahí está, ¿no?... y, ¿el Quijote? A éste, tampoco se lo lleva el viento –el libro más traducido y editado después de la Biblia-, cabe preguntarse. Como cuando uno se pellizca en medio de una pesadilla… Y la lista de preguntas de obvia respuesta, seria interminable, pero, ¿para qué cansar con lo bien sabido?

Existen consuelos para no inquietarse del todo, también Grecia existió antes de ser, tan sólo, la península destino de vacaciones de “ocho dias” en el mar Egeo en lujosos paquebotes abarrotados de turistas con cámara digital. Nunca, ni nadie, podrá menospreciar a Sócrates, Platón, o Aristóteles. Y, la Venus de Milo, o el Discóbolo seguirán atrayendo la muda atención de quienes rindan culto al canon de la belleza en las formas. Quedaron sus obras, aunque el Estado donde nacieron se viniera abajo, se esfumase ante el paso y el peso de los siglos.

Noticias relacionadas

El huracán Florence expone la dura realidad de la desigualdad en Estados Unidos

El huracán de categoría 4 avanzó a una velocidad de varios kilómetros por hora inundando las Carolinas estadounidenses

La Cataluña imaginaria y autosuficiente de los separatistas catalanes

“La autosuficiencia es incompatible con el diálogo. Los hombres que carecen de humildad o aquellos que la pierden, no pueden aproximarse al pueblo” Paulo Freire

Dos debates, dos Españas

La crispación general y el estilo bronco, zafio y chulesco del diputado Rufián representaba el nivel de descrédito que ha alcanzado el debate parlamentario

La distopía del Máster Casado

Sánchez en situación apurada

Casado exculpado por el fiscal
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris