Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Ocio y Semana Santa

Cris Téllez (Barcelona)
Redacción
viernes, 21 de marzo de 2008, 08:18 h (CET)
La Semana Santa ya está aquí y con ella la huida hacia los destinos de descanso. Pero se olvida lo esencial si se hace caso omiso de la llamada que Dios hace en estos días, al cambio de vida que necesitamos para no andar agobiados en la mente y el espíritu.

En eso consiste la espiritualidad de esta Semana: Dios se hace ciudadano terrestre para acompañar a cada hombre a la liberación del pecado que le hace perder la paz interior y lo empuja a un frenesí exterior. Acercarse a la Confesión sacramental puede ser una buena manera de iniciar el camino abandonado de la fe que da mucho más a cambio de lo que a primera vista parece.

Noticias relacionadas

Una revolución contra natura

Resulta perverso pretender la supremacía de un género sobre otro o la desnaturalización de la persona para “moldearla”

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (LXVI)

El Opus Dei sigue siendo un instituto secular vinculado indisolublemente a la prelatura personal de la Santa Cruz

Un poco de respeto, por favor

El master de Casado, el “postureo” de Sánchez las declaraciones de Corina, la venta de armas que asesinan a niños , las provocaciones del emérito y “El Pais”

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (LXV)

Es tan sagrada la conciencia de las personas, que su invasión tosca por una secta como esta me provoca repugnancia

Inmanencias

Olvidamos en exceso las realidades innegable bajo el encantamiento de las opiniones frívolas
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris