Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Artículo opinión   -   Sección:   Opinión

Vestigios del Operativo Cóndor y la soledad de las víctimas

Luis Agüero Wagner
Redacción
sábado, 8 de marzo de 2008, 23:54 h (CET)
Víctima y verdugo en la siniestra trama criminal inspirada y sufragada por los intereses de Washington en la década de 1970 volverán a verse las caras este viernes en la capital paraguaya, precisamente en la ciudad que albergó la base de datos más importante que se conserva de aquellos años en que la muerte acechaba en las calles, las plazas, las escuelas y universidades.

Curiosamente, no será para que los cómplices del terror rindan cuentas ante la justicia, sino para que comparezca la víctima ante los verdugos.

El Juez Penal Daniel Ferro convocó para el viernes 7 de marzo a las 8.30 Hs. al Dr. Martin Almada, Premio NobelAlternativo de la Paz y Defensor de los Derechos Humanos a una Audiencia de conciliación en el juicio promovido por el Dr. Juan Manuel Morales, Ministro del Tribunal Superior de la Justicia Electoral, por difamación y calumnia. A este propósito el Dr. Almada, declaró a la prensa que presume que la accion promovida por el Dr. Juan Manuel Morales es en realidad una represalia en su contra por haber apoyado públicamente la denuncia hecha ante la Comision de Derechos Humanos de la Cámara de Senadores presidida por Ana Maria Maria Mendoza de Acha por varios senadores.

La denuncia consistió en la presentación de documentos proveídos por el ARCHIVO DEL TERROR donde el Dr. Morales aparece como un soplón de la policía política del dictador Stroessner.

El Ministro del Tribunal de la Justicia Electoral Juan Manuel Morales fue citado en Audiencia Publica en el Congreso pero cobardemente no se presentó. Almada también ha asumido la defensa de la Magistrada del Tribunal Electoral de Itapua, Dra. Gloria Estrago, acusada de marxista por el Dr. Juan Manuel Morales en la resolución del TSJE No. 22/2007 del 5 de julio de 2007, contraviniendo la libertad de pensamiento de la jueza.

Durante la dictadura la Policia Politica de Stroessner persiguió con saña al doctor Almada por sus ideas sobre las reformas educativas que debían implementarse en Paraguay para romper su dependencia, con el relevo del dictador militar su situación no mejoró. En democracia sigue sufriendo el acoso de la justicia, azuzado por antiguos colaboradores de la dictadura como Morales, , Hiran Delgado von Leppel y Juan Jose Benitez Rickamn, este ultimo ex vocero oficial de la dictadura militar.

El ministro del Supremo Tribunal Electoral Juan Manuel Morales ha sido protagonista de varios escándalos en los últimos tiempos, por su conocido papel de informante de uno de los puntales de la policía política de la dictadura, el tristemente célebre comisario Alberto Cantero. El papel desempeñado por Morales durante la dictadura de Stroessner ha sido minimizado no sólo por el gobierno, también desde varios sectores de la oposición paraguaya que le deben favores y nombramientos de protegidos en los tribunales electorales, razón por la cual son pasibles de ser extorsionados por el represor. Hace pocas semanas el presidente del Senado quiso protestar por ciertas actitudes autoritarias de Morales, y éste replicó ventilando una extensa lista de un centenar de contratados que perciben salario en los tribunales electorales a pedido del parlamentario.

Otra contradicción que impide avanzar la constituye la presencia en el escenario de personajes que hoy se rotulan como integrantes de la oposición, pero fueron en su momento grandes colaboradores del dictador Stroessner, que no hubiera obtenido tantos créditos y respaldos internacionales durante casi cuatro décadas si no hubiera logrado integrar un Congreso externamente representativo. En esa legitimación tuvo un papel preponderante el Partido Liberal, el mismo que hoy apoya la candidatura del obispo Fernando Lugo, cuya bancada en el parlamento se encuentra salpicada de exponentes del colaboracionismo con el dictador Stroessner como el senador Domingo Laíno, quien entre varios otros contribuyó con su participación en la cámara de Diputados durante de dictadura a legitimar el terrorismo de estado.

Una de las razones del gatopardismo en Paraguay la constituye el hecho de que el relevo de Stroessner se dio entre los mismos colaboradores del dictador, que fue derrocado por su consuegro, un general con profusos antecedentes en el mundo del narcotráfico. La mayoría de las organizaciones civiles que habían encabezado las protestas contra el dictador habían sido apoyadas por la embajada norteamericana con fuertes sumas de dinero y protección, que respondía a la necesidad de Washington de asegurar el continuismo de la dominación imperialista de sus políticas en Paraguay. Estas mismas fuerzas hoy se encuentran empeñadas en reconstruir los lazos carnales con Estados Unidos y deshacer el MERCOSUR, para lo cual orquestan campañas contra la línea integracionista del gobierno instrumentando temas conflictivos y confusos como las represas binacionales de Itaipú y Yacyretá, compartidas por Paraguay con Argentina y Brasil.

Aprovechando la flaca memoria y la escasa difusión de información al respecto, muchos advenedizos han logrado embanderarse con la lucha contra la dictadura para constituir lucrativas sociedades y organizaciones no gubernamentales sufragadas desde el exterior del país y que en realidad se abocan a la acción política. Mientras ellos impulsan candidaturas e intervienen en las campañas electorales, se muestran indiferentes ante las verdaderas víctimas y los verdaderos luchadores contra Stroessner como Martín Almada, que son perseguidos con saña y abandonados a su suerte en su quijotesca lucha.

La situación no promete mejorar con un eventual triunfo electoral de la oposición, donde hoy se encuentran alineados con el Obispo Fernando Lugo muchos personajes de funestos antecedentes, como el ex delegado de gobierno de la dictadura Luis Aníbal Schupp, delator que incriminó numerosas oportunidades a Martín Almada en tiempos en que estudiaba agronomía en San Lorenzo, y presentaba periódicos informes a la policía política sobre sus actividades. Otros de los sectores que apoya hoy fuertemente a Lugo es la facción disidente del Partido Colorado, en su mayoría integrada por antiguos seguidores de Stroessner adictos a Washington, y a quienes irritan los vínculos del presente gobierno con Hugo Chávez, razón que los lleva a sabotear la chance electoral de su propio partido.

Todas estas circunstancias contribuyen a que la lucha de Martín Almada se realiza en la más absoluta orfandad, entre el acecho del águila imperial, hienas y lobos esteparios.

Noticias relacionadas

A contracorriente

Lo que has de reprochar, antes de hacerlo a otro, corrígete a ti mismo por si acaso

Me quedo con Houellebecq

Neorreaccionario, xenófobo, misógino, islamófobo, neofascista, adicto al sexo… Un deshecho de virtudes que adjetivan a uno de los escritores más vendidos de Francia: Michel Houellebecq

Ternura

En los tiempos históricos e histéricos que vivimos, se me hace “raro” escribir sobre la ternura

El sermón final de San Óscar Romero sigue resonando en la actualidad

Ante una orden de matar que dé un hombre debe prevalecer la ley de Dios que dice ‘No matarás

Complot de iluminados para asesinar al Kingfish

Inquietantes datos detrás de asesinatos políticos fundamentan teorías conspirativas que por mucho tiempo se consideraban producto de una paranoia delirante
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris