Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Hablemos sin tapujos   -   Sección:   Opinión

¡Nos la jugamos! Utilicen sus hormonas antes de votar

Miguel Massanet
Miguel Massanet
sábado, 8 de marzo de 2008, 05:05 h (CET)
Me temo que en esta ocasión nos enfrentamos a algo más que a unas simples elecciones en las que sólo se dilucide si votamos a un partido con un mayor bagaje de ofertas sociales, con programas más o menos avanzados el terreno de sanidad pública o con ideas más o menos liberales en el ámbito de la economía. Estas elecciones próximas van a poner en cuestión dos formas de entender el modelo de Estado, dos maneras antagónicas de enfocar el la realidad social y dos sistemas opuestos de gobierno: el del dirigismo estatal, las subvenciones y la escuela pública controlada desde el poder, y aquel basado en la libertad de empresa, el sistema occidental de entender la economía, la defensa de los derechos individuales, por encima del absolutismo estatal, y la enseñanza basada en el esfuerzo, la disciplina y la excelencia. El pensamiento único, la masa instruida en un dogma doctrinario emanado del poder y la eliminación de la oposición política; versus la libertad de expresión, pensamiento e ideas; el respeto a los derechos fundamentales del individuo y la libertad acomodada al necesario respeto a la del resto de ciudadanos; son las opciones que deberemos sopesar.

Me atrevería a afirmar que el objetivo primero, la fijación específica y la meta deseada por el PSOE durante sus cuatro años de mandato, no ha sido tanto gobernar España ni conseguir grandes logros internacionales ni, tan siquiera, obtener grandes éxitos en lo político y económico como construir grandes infraestructuras o mejorar el nivel de vida de los españoles. No, señores, lo que han estado buscando durante la pasada legislatura con verdadero ahínco, con un entusiasmo desbordante y con una eficacia digna de mejor causa, ha sido la eliminación, la destrucción, el descrédito y la satanización de la oposición encarnada, en este caso, por el Partido Popular del señor Rajoy. El primer hito fue la firma del Pacto del Tinell, en Catalunya, por el que las fuerzas políticas catalanas con el PSC a la cabeza, se comprometían a no firmar ningún acuerdo con el PP. La segunda baza que se jugó Rodriguez Zapatero fue la de excluir al PP de cualquier protagonismo político, empezando por apartarlo de la lucha antiterrorista. Merece que recordemos el comportamiento del PSOE cuando se produjo el atentado del 11-M; les ruego que mediten sobre cómo los socialistas elevaron lo anecdótico a la categoría de lo esencial al cargar contra el ministro Aceves acusándolo de querer engañar a los ciudadanos porque, durante las primeras horas posteriores a la masacre, atribuyó a ETA la autoría del atentado. No importaban los muertos; no importaba atrapar a los autores materiales e intelectuales del atentado, lo esencial era desgastar al PP de cara a las inmediatas elecciones, las del día 14-M.

Hubiera sido importante que el señor Rajoy, en el debate, le hubiera recordado a ZP la clase de “lealtad” manifestada por el PSOE al, aún, Ejecutivo del señor Aznar, en aquellos días de máxima confusión. En lugar de hacer una declaración de pleno apoyo y soporte a las actuaciones del Gobierno, se le lanzaron como hienas al gaznate para, aprovechándose del estupor de la ciudadanía, hacer una carnicería política semejante a la que los terroristas hicieron, con las casi doscientas víctimas del atentado, en lo material. Bastaría recordar los asaltos a las delegaciones del PP y los artículos incendiarios que en todos los periódicos del grupo PRISA, así como en las alocuciones demoledoras que desde la SER lanzó el señor Gabilondo, se dirigieron contra el señor Aznar y su gobierno; para sacar las conclusiones pertinentes respecto al comportamiento del PSOE en aquella ocasión.

Prueba de que “el todo vale”, de que el objetivo primorial, desde los pasados comicios, ha sido, para el PSOE, la eliminación del PP de la escena política. Han sido las sucesivas mentiras que, sin el menor rebozo, se han ido lanzando, desde el Gobierno del PSOE, ocultando los hechos, las que han hecho que los ciudadanos no pudieran calibrar los indudables y catastróficos errores del Ejecutivo. La negociación con ETA desde dos años antes a que se iniciara el relevo del gobierno por el PSOE, negada primero por todos los miembros del Gobierno y “justificada” cuando ya era evidente para todos, en base a una pretendida “paz” cuyas condiciones no habían sido consultadas con el PP y, por supuesto, suponían ignorar fraudulentamente a los familiares de las víctimas del terrorismo; fue su primer engaño. La afirmación que hizo ZP después del atentado con dos muertos de la T4 de Barajas, diciendo que se habían terminado las negociaciones con ETA y, al poco tiempo, tuvo que reconocer que continuaban sus contactos con los terroristas; constituyó su segundo gran engaño a los españoles. Se toreó al Parlamento o, mejor dicho, el Parlamento se dejó, culpablemente, engañar cuando se le concedió un permiso al Gobierno para que negociase con la banda de cuestiones no políticas, como la entrega de armas o las condiciones de disolución del entramado separatista.

Pero es que, recientemente, hace apenas unos meses, se nos ha vuelto a mentir cuando, desde el Gobierno, por boca del señor Solbes, se nos decía que a España no le afectaría la crisis económica. Sistemáticamente han continuado negando la evidencia y hoy hemos tenido que escuchar a un impresentable Caldera diciendo que, los 53.000 nuevos parados de Febrero, son una señal positiva porque han sido menos que los 132.000 del mes de Enero. Pero ¡en qué mundo vivimos, señores! En Diciembre la tasa de paro era de un 5’2%, pasó, en Enero a ser de un 8’6% y en Febrero hemos alcanzado el ¡11’5%! En la actualidad, en España, hay más de 2.300.000 parados. Y para Caldera esto es una buena noticia, ¡se necesita tener cara dura! Lo malo es que las perspectivas económicas, por mucho que el Gobierno y la prensa afín lo intenten camuflar con paños calientes, ¡es mucho peor! Porque la crisis de la construcción va empeorando cada día que pasa, los indicadores económicos revelan que, durante todo el año 2008, continuaremos bajando; el Indice de Producción Industrial del mes de Enero bajó. Un estudio actualizado del Banco de Santander, ¿recuerdan, el del señor Botín, el amigo de Zapatero?, ha revelado que las previsiones de crecimiento de este año se sitúan en un 2’4%. ¿Recuerdan ustedes cuando Solbes manejaba cifras de un 3’8% para justificar su optimismo ante el despilfarro del Ejecutivo prometiendo bicocas a los que lo votaran?

Por desgracia las cifras no engañan y, señores, lo quiera o no el señor ZP, estamos en crisis. La crisis no se va a solucionar mirando a la luna y haciendo brindis al sol. Sólo existe una manera para hacerlo: apretándose el cinturón; tomando medidas para contener el gasto público; controlando los precios básicos; liberalizando y fomentado la iniciativa privada; abaratando el suelo librándolo del control y cargas de los ayuntamientos, compensándoles los ingresos que recibían por otros canales de financiación y poniendo al frente del ministerio de Economía a un hombre, preparado, solvente y sin complejos para que, con mano firme, enderece el rumbo que tan torcido nos ha dejado el abúlico de Solbes. Todo lo demás son pamplinas y engañar al ciudadano. No queremos pan para hoy y hambre para mañana y esto depende exclusivamente del sentido que le demos a nuestro voto. ¡Ustedes sabrán lo que hacen!

Noticias relacionadas

Jaque al Rey

Borbones en entredicho

¿En qué España nos han metido ustedes, señores?

“Madero ha soltado al tigre, a ver si puede domarlo” Porfirio Díaz

Gentes con entusiasmo

¡Qué misión más bella la de salvar vidas!

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (LXIV)

La piedad es nuestra; la fe, de Dios

Casas malditas

P. Alejandre, Badajoz
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris