Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Palco Vip   -   Sección:  

La ‘liga de los detalles’

Daniel Sanabria
Daniel Sanabria
miércoles, 20 de febrero de 2008, 01:01 h (CET)
Mucha gente dice que son tonterías, pero yo pienso que el fútbol es algo serio, tan serio como que el periódico más vendido de España es deportivo. A lo mejor es porque a la gente le interesa más la actualidad de su equipo que las nuevas leyes del Congreso. Por eso, en el fútbol también hay que intentar impartir la mayor justicia posible. Y los domingos, los jueces más importantes del país están sobre los terrenos de juego y visten de negro.

Son los protagonistas de ‘la liga de los detalles’, un campeonato paralelo en el que se toman muchas decisiones que repercuten en la liga real. Son esos pequeños detalles que de forma aislada suponen un desastre reparable pero que en conjunto pueden condenarte a lo que no te mereces. Es un fuera de juego no pitado, una mano inexistente, una expulsión injusta, un penalti inventado…, detalles que ocurren en un segundo y que pueden condicionar noventa minutos, y por tanto, tres puntos.

Un equipo como el Recreativo de Huelva puede estar salvado con 43 puntos y estar descendido con 41. Quizá en el balance final de la temporada, los árbitros hayan sido injustos con este equipo, no con robos escandalosos, como le gusta señalar a la prensa, pero sí con detalles que minan a un equipo de condiciones limitadas y que domingo a domingo pasan desapercibidos en todos los periódicos. Un penalti no señalado en un partido contra un rival directo, o un par de expulsiones inmerecidas en algnos encuentros concretos, son detalles que pueden dejar a un equipo en primera división o hacerlo descender. Hablo del Recreativo como del Getafe, el Levante o el Almería, da igual.

Lo mismo ocurre por la parte alta de la clasificación. Sin ir más lejos, el sábado el Barcelona ganó en la Romareda gracias a dos jugadas puntuales. Si al final de liga el Barcelona queda campeón por uno o dos puntos de diferencia sobre el Real Madrid, ¿quién puede decir que ese partido no fue la clave para decantar el campeonato?

Siempre se recurre al tópico de “unos días te dan y otros te quitan, y al final cada equipo está donde se merece”, es decir, un análisis frío y sin ganas de estudiar lo que de verdad ocurre a lo largo de la temporada sobre los terrenos de juego. El debe y el haber son muy diferentes en los equipos. Nunca te dan y te quitan por igual, nunca.

Les propongo que hagan la prueba un año: hagan su propia ‘liga de los detalles’, una liga paralela donde cada equipo suma los puntos que le corresponde si el árbitro no hubiera decantado el partido con estos detalles que al final son decisivos. Es decir, la pasada jornada, el Barcelona deja de sumar dos puntos y el Zaragoza suma uno. Cuando contrasten la clasificación real con la clasificación virtual que les ha salido, se darán cuenta de que los tres equipos que descienden no son los mismos, y que los seis primeros puestos también varían en mayor o menor medida.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris