Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Cartas al director   -   Sección:   Opinión

Las uvas de la ira

Jacinta Galindo, Palma de Mallorca
Lectores
@DiarioSigloXXI
martes, 22 de septiembre de 2015, 14:28 h (CET)
Hace unas semanas opinaba sobre lo inadecuado de celebrar una fiesta como la “tomatina de Buñol” en medio de una crisis en la que uno de cada cinco españoles, y los menores de edad aún en mayor proporción, se encuentran en el umbral de la pobreza.

Ahora la vergüenza se traslada a Mallorca donde se han tirado 12 toneladas de uvas en la 'gran batalla de raïm', uno de los actos más participativos de las fiestas des Vermar, en la que los asistentes se arrojan el fruto de la viña sin contemplaciones. Puede que pasen una jornada muy divertida pero habiendo gente con hambre a la vuelta de la esquina, y en la propia comunidad, la gracia de la fiesta se convierte en rabia contenida al ver lo poco solidaria que resulta con sus compatriotas. Eso sí, para matizar, tanto el Ayuntamiento de Binissalem como la asociación juvenil 'Joves des trui', ha considerado que “en tiempos de crisis es poco ético desperdiciar tantos racimos enteros” y por ello 9 de las 12 toneladas eran prensados, lo que no quita que se hayan desperdiciado 3 toneladas de uvas buenas de consumir. ¿A cuanta gente se podría haber alimentado con ese “sobrante”?

No es de recibo que se celebren semejantes fiestas en España, y eso sin contar la sangrienta velada del toro de la Vega o similares. En un país empobrecido y con más de 4 millones de parados desperdiciar alimentos es de una lujuria inaceptable.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

García Bacca

Juan David García Bacca fue un filósofo, lógico, ensayista y traductor

¿Existe una contabilidad divina y exacta?

Como ninguna energía se pierde, después de la muerte del cuerpo físico la energía tiene que integrarse en alguna parte

Crueldad o justicia

¿Se acepta una justicia injusta?

Médicos, enfermos y políticos

“Ópera magna”: de cómo consiguieron enfrentar a los pacientes y sanitarios, externalizar la sanidad al sector privado, empobrecer la sanidad pública y retroceder más de treinta años en las coberturas básicas

Irrepresentativa

Si en algo coincide nuestra clase política, es que cada vez está más alejada del común de los mortales
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris