Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Carta al director  

Defender la alegría de la familia, con coste cero

Santiago Chiva (Granada)
Redacción
jueves, 14 de febrero de 2008, 03:32 h (CET)
En esta precampaña electoral se habla poco de la llamada ley del divorcio exprés. Y sin embargo es un tema que ha provocado un fuerte aumento de rupturas matrimoniales, que afecta cada año a medio millón de españoles, muchos de ellos menores, y que, según los sociólogos, tiene bastante que ver con la felicidad de las personas. Además, parece que va a ser una ley duradera, pues el PSOE la ha defendido con ahínco y el PP promete no tocarla si gana. Un motivo más para pensar en lo que tenemos por delante.

Antes de esa reforma, la ley preveía un plazo de reflexión, para intentar arreglar las desavenencias del matrimonio. La nueva ley, pesimista, no confía en esa posibilidad y lo quita. No deja abierta puerta alguna a la esperanza, a la posibilidad de que con un poco de tiempo, de mediación, una crisis familiar pueda tener remedio.

Salvo en esta España de los "nuevos derechos", en ningún país de nuestro entorno se admite "la voluntad unilateral de uno de los esposos sin la concurrencia de causa alguna o sin un plazo de reflexión durante el cual se madure la decisión de poner fin al vínculo matrimonial", como dijo en su momento el informe del Consejo General del Poder Judicial. Es evidente que los demás países valoran más positivamente que nuestro gobierno la estabilidad matrimonial.

La vicepresidenta, al presentar la ley hablaba de que quería un divorcio sin culpables. Si dice eso es porque no ha hablado con un número suficiente de divorciados o porque los que conoce piensan como ella. También se dijo que se intentaba agilizar para evitar hacer sufrir. Pero después del divorcio pocos ex cónyuges llegan a esa Arcadia feliz a la que a toda prisa quiere llevarles el gobierno. Sería interesante que los políticos bajaran más a la arena.

Para defender la alegría de las familias, ayúdenlas a superar las crisis. El coste es prácticamente cero. Si no, los 2.500 euros del cheque bebé o la devolución de los 400 euros pueden saber amargos.

Noticias relacionadas

Torra y su camarilla de independentistas, desmemoriados pertinaces

“La lesión que hacemos y la que sufrimos no están pesadas en la misma escala. Aesop Fables

Debate en televisión española

Ofrezco en este artículo algunas reflexiones sobre el debate político a cuatro celebrado en el Estudio 1 de la televisión pública

Libertad de expresión

Parece lógica y fácil de entender la diferencia que hay entre rebatir una idea y vejar a una persona solo por el mero hecho de expresarla

¿Cómo se ve atrapada Mervi en los textos de Dickinson para crear esa atmósfera poética?

El libro se hace visible y comienza con una carta de una a otra mujer

Por qué Lucía no votará a Pedro Sánchez

Pedro Sánchez decidió duplicar gastos electorales y arrancarnos del bolsillo a los españoles alrededor 180 millones de euros
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris