Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Juicio Gran Tibidabo: Curiosidades

Rafael del Barco
Redacción
viernes, 11 de enero de 2008, 07:12 h (CET)
Del ya citado libro “Les desventuras de Port Aventura”, “El cas De la Rosa”, de Roger Jiménez, ex director de La Vanguardia, además de recomendar su lectura para entender la facilidad con que se trituraban empresas y millones en aquellos años, y actuales, después se han cometido en España, más, y más abultados desaguisados, Banesto, Terra, Marbella, Forum Filatélico, etc, etc…(los de menos de cientos de miles de millones son tantos que llenarían páginas y desbordan cualquier memoria), destacaría el párrafo que traducido al castellano dice:

“El Parlamento de Cataluña acuerda felicitar al Gobierno de la Generalitat por las relaciones que ha mantenido estos últimos años con el financiero Javier de la Rosa. En estas relaciones, sujetas al interés de Cataluña, han participado con especial relevancia representantes bien significativos de diferentes gobiernos de la Generalitat y del partido que les da soporte…es por tanto, justo que se citen los nombres (y pasa a comentar las diferentes posiciones que han ocupado en la nómina áulica del financiero: José Maria Cullell, Miró y Ardevol-Prisma, Viçens Ollé, Carles Vilarrubí, Inma Folchi, Elena Roca-Junyent, directa colaboradora de Narciso de Mir, cerebro de Gran Tibidabo y primer socio de JR, Carles Malfeito, ect…”

Bonito. Si Narcís Serra y Pascual Maragall se callaron, encubrieron en beneficio propio, la DIRECTA intervención de De la Rosa en el Consorcio de la Zona Franca para seguir financiados desde el Banco Garriga Nogués (creando unos culpables para aquel desfalco y los mantuvieron en la cárcel tres años, tiempo suficiente para alcanzar el Poder Central financiándose por otros caminos), Jordi Pujol, lo catapulta a la galería de hombres ilustres. ¿Y porqué?. Que se sepa no abrió como Cambó la Vía Layetana, ni como De Foronda, la Exposición del 29, ni financió a ningún GAUDÍ, y menos trajo las Olimpíadas como Samaranch…ni siquiera nos dejó unas TORRES INCLINADAS…quedan pues…sus enormes repartos… enriquecer a políticos y funcionarios…

Si otros PARLAMENTOS han glorificado a SIMPLES ASESINOS… ¿porqué no a ESTAFADORES?... si además como Luis Candelas repartía…aunque solo con los poderosos…

Pujol agradece a un trapisondista del submundo de las “altas finanzas”, léase las “grandes estafas”, haber conseguido para su CATALUÑA una lluvia de BILLONES que en definitiva pagan los kuwaitíes o el SISTEMA, o sea, MADRID, pero también miles de ahorradores, obreros y proveedores, pudriendo el ambiente, esfumando las ganancias de tanto delito por paraísos fiscales, y contribuyendo más a corromper su CATALUÑA (ya muy corrupta como él mismo contribuyó y sabía con su BANCA CATALANA). El inconsciente le traiciona cuando creyéndose más un Dictador que un simple President de la Generalitat ordena semejante PATOCHADA, porque el futuro, aun empeñándose en suavizar y anular delitos y condenas, definirá como GRANDES DELINCUENTES a sus compañeros de viaje.

Nunca un PARLAMENT ha glorificado el ROBO, la ESTAFA, los métodos mafiosos, ¡de vergüenza!, aunque haya soslayado después lo del 3% de Maragall. Defectos de la Democracia Española por lo de la OBEDIENCIA DEL VOTO, y las listas cerradas, sin primarias, convirtiendo los tres pilares esenciales de la verdadera DEMOCRACIA, el Legislativo, el Ejecutivo y el Judicial, en un solo e ininteligible pastiche, creador de engendros fascistas, o mafiosos, que da lo mismo, y que además me suena a lo de la Democracia Orgánica franquista con plenos triunfalistas. Un País de santos varones dirigentes donde nunca pasaba NADA MALO, todo muy bueno.

Y lo peor…nadie nunca, ni menos el Parlament…ha citado a las víctimas… gentes que perdieron sus ahorros en bolsa o la presente vieja estafa de Gran Tibidabo, proveedores y obreros…y quienes por su culpa pagamos demasiados años de cárcel… y los ¡muertos!... que también los hubo…

Noticias relacionadas

Un tejido de hábitos transformadores

No menos trascendentales han de ser nuestras propias transformaciones interiores

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XV)

Hay que liberar a los miembros del Opus Dei de la funesta manía de pensar

Un salabre oxidado

Un relato estival de Francisco Castro Guerra

Te invito a un Cat Café en A Coruña

Ya podía nuestra sociedad darse más cuenta de que son seres vivos

Respetar la verdad y la autoridad en la materia

Artículo de Carmen de Soto Díez, Consultora de comunicación
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris