Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Hablemos sin tapujos   -   Sección:   Opinión

¡Estos socialistas armando la de Mazagatos!

Miguel Massanet
Miguel Massanet
viernes, 11 de enero de 2008, 06:33 h (CET)
No parece que al “clan” Zapatero le soplen buenos vientos, los que hinchan las velas de las naves y mantienen las aguas del mar en calma para que la navegación se realice sin sobresaltos ni peligros. Los hay, como le sucede al señor Hugo Chávez de la república venezolana que, desde que el Rey de España le sentó las costuras, no deja de tropezar en cada asunto en el que se mete. Fracasó su referéndum para perpetuarse en el poder, una humillación que, para un sujeto prepotente como es él, le debió de parecer como una bofetada en pleno rostro. Posteriormente, se ha querido meter a redentor y solventador de conflictos, vamos, que le ha dado por querer emular a nuestro caballero andante por antonomasia, Don Quijote de la Mancha, y observen ustedes el resultado obtenido porque, si en un principio su mediación con las FARC de Colombia, –la fuerza guerrillera que secuestró a la espirante a la presidencia Ingrid Betancourt y a su compañera Clara Rojas, candidata a la vicepresidencia – pareció dar un cierto fruto, pronto tuvo que desistir ante la acusación del presidente Uribe que le achacaba el dedicarse a otros menesteres distintos a su misión de lograr la liberación de las rehenes; se dijo que el señor Chávez se consagraba con ahínco a sembrar cizaña en contra del gobierno de Uribe. Un nuevo intento todavía ha resultado más desastroso, colocando al presidente venezolano en el más espantoso ridículo al resultar que, el niño que Clara tuvo de la relación con un joven guerrillero, en lugar de estar secuestrado estaba depositado en un centro de menores estatal. En definitiva, que todo el espectáculo mediático que se ha montado el histriónico Chávez se le ha vuelto en contra y ahora se debe enfrentar a las consecuencias de su metedura de pata.

No menos bochornosa ha sido la reciente visita de nuestro señor Moratinos a Rabat. Si no fuera porque ya estamos acostumbrados a que nuestro ministro de Asuntos Exteriores sea el peor de todos los que, con anterioridad le precedieron en el cargo, nos sería imposible encontrar a otra persona que se prestara con mayor facilidad a someter a nuestra Nación a las humillaciones más diversas. No contento con haber doblado el espinazo ante Hugo Chávez, con motivo de la valiente actuación de SM., para deshacerse en disculpas y ofrecimientos de enmienda, aunque el dictador venezolano se había despachado a gusto contra el Rey, España y los españoles –acusándonos de genocidio, amenazando a las empresas españolas que habían invertido en tierra venezolana confiando en que, en aquel país hispano, se respetan los acuerdos y las normas internacionales –; últimamente, ha vuelto a reincidir en su servilismo, que es su característica predominante, y ha representado otra escena de rendición y bajeza al presentarse, en Rabat, con una carta de disculpas del Gobierno para pedir perdón por la visita de SS.MM. los Reyes a Ceuta y Melilla. Por lo visto la ausencia del embajador de Marruecos de Madrid, les causaba tantos desvelos y preocupaciones que no han podido resistirse más y han tenido que ir a pedir perdón por lo malos que fuimos al permitir que dos ciudades españolas fueran visitadas por sus reyes. Por supuesto que lo consiguieron y el embajador volverá a Madrid, pero ¿a costa de qué? Yo se lo diré: a costa de que España ha tenido que inclinar la cerviz ante Mohamed VI, de Marruecos. Así se hace patria.

Otra cosa sorprendente de nuestro señor Moratinos es que parece que no está enterado de lo que sucede en nuestro país; al menos por lo que respecta a un tema de tanta enjundia como es el del terrorismo. Según parece, cada año el Gobierno debe enviar una lista a Bruselas de los criminales cuya captura está pendiente. Hasta aquí no parece que haya nada raro ni que pueda preocuparnos, no obstante, vean ustedes que, en la lista, que se ha enviado por el señor Moratinos a la capital belga, de los 53 nombres que en ella se incluyen resulta que sólo 19 corresponden a terroristas y ¡oh, sorpresa! hay algunos terroristas que no figuran en ella como José Ternera o Xeroqui y, por el contrario, se incluyen nombres de otros que ya están disfrutando de la hospitalidad de las cárceles españolas. Al parecer en España no se molestan en revisar las listas antes de enviarlas a Bruselas y se remiten las mismas de años anteriores.

Uno se pregunta, ante tales anomalías, si lo que está ocurriendo es que nuestras fuerzas del orden están despistadas; si no saben cuales son los presos que tenemos en España o, que les tiene sin cuidado lo que puedan hacer en Bruselas con la lista que les remitimos. Para mí hay otra interpretación más preocupante. A la vista de la extraña forma que tiene el señor ZP de tratar el tema terrorista; viendo su oposición a que el Parlamento revoque el permiso que se otorgó al Gobierno para negociar con ETA y, observando la extraña manera con la que se refiera nuestro Presidente a los terroristas de aquella banda, cuidando mucho los términos, hablando de “accidentes” en lugar de “asesinatos” o escurriéndose por vericuetos cuando se le pide que concrete en qué consiste su rechazo a negociar su llamada “paz” con Batasuna y los suyos; no nos debiera extrañar que siga manteniendo algún enlace con la banda y que no esté demasiado interesado en soliviantar a los etarras con demasiadas detenciones aunque es posible que incluso se hayan pactado algunas para ayudar a ZP a ganar las elecciones. ETA sabe que con Rajoy toda negociación sería imposible y, por ello, prefiere a Zapatero, al que considera lo bastante blando para conseguir de él lo que tanto tiempo llevan pretendiendo: la autodeterminación de Euskadi y Navarra. Demasiado complicado, excesivamente intrincado pero, si me preguntasen, yo les diría que bastante posible conociendo, como conocemos, el paño.

Noticias relacionadas

Borrell en retirada o táctica del PSOE

Pátina de sensatez capaz de equilibrar unos nombramientos en su momento tomados como extravagancias

Plagscan desmiente a la Moncloa y R.Mª.Mateo censura la TV1

Un gobierno enfocado únicamente a conseguir mantenerse en el poder

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida

Y vuelta a las andadas

Golpean el hierro en frío
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris