Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

La serpiente vieja se revuelve en Madrid

José Vicente Cobo
Vida Universal
sábado, 5 de enero de 2008, 02:34 h (CET)
En contra del cúmulo de despropósitos con que la Iglesia Católica nos quiso convencer el pasado Diciembre con el argumento de "la familia cristiana", he dar las gracias antes de entrar en materia, a la Democracia, a la Constitución española y a los partidos progresistas por haberme dado la posibilidad de salir, de respirar y de ver por encima del oscurantismos y de las garras dañinas de la Iglesia Católica.

Yo entiendo que Agustín García-Gasco critique inquisitivamente lo que él llama "La cultura del Laicismo"; que ahora España sea un país laico le supone a la Iglesia Católica como secta antigua, la perdida del poder sobre las conciencias de las personas y también sobre sus bolsillos. Ahora los librepensadores no atemorizados, por fin podemos buscar fuera de las casas de piedra el camino al verdadero Dios, al mismo tiempo que éstos que se han dado la vida padre a costa del dinero de los pobres engañados, ahora tendrán que buscar su financiación entre sus fieles utilizando toda la inventiva que durante casi 2000 años no han necesitado, o ponerse a trabajar para ganarse el pan, como hacemos los demás. ¿Y para cuando la devolución de todo lo robado, saqueado y expropiado a los millones de pobres de todo el mundo?

La crítica abierta y desvergonzada que la Iglesia católica se atreve a hacer en público al actual Gobierno de España por habernos librado de ellos, es decir de la lacra milenaria, atenta contra mi inteligencia y la inteligencia de los 43.200.000 españoles que no secundamos el pomposo acto madrileño. Cuándo hablan de que el Estado actúa en base a las ideas de una minoría, ¿a que minoría se refieren?

¿Cómo se atreve a hablar de "fraude laico" un grupo religioso que ha traído miedo, dolor, dominio, robo, amenazas, abuso de menores, y millones de ulceras de estomago durante casi 2000 años?, ¿Cómo se atreven a decir que el estado laico pretende manipular la educación de los jóvenes aquellos que han motivado depresiones en millones de estudiantes en colegios católicos, los mismos que han dejado una marca oscura indeleble en millones de jóvenes que ni como adultos han podido borrar? ¿Cómo se atreven a tanta prepotencia y falta de rigor histórico precisamente los mayores manipuladores de conciencias, inventores de un Dios iracundo, inventores de la condenación eterna, del infierno y de la confesión cómo paso previo a la salvación, inventores de ritos, cultos, liturgias y sacramentos paganos cómo palabra incuestionable de Dios?

Domingo Blasco del Foro de la Familia, incluso se atrevió a recomendar: "No dejéis el corazón y la cabeza de vuestros hijos en manos de nadie y menos del Estado". Se refiere claro está al Estado que da una educación y una sanidad gratuita a los hijos de todos los españoles y que vela a través de la Constitución de los Derechos y Libertades fundamentales de cada uno. ¿En manos de quien mejor los dejamos, de los curas?

A nadie escapa ya que la Iglesia católica en base al celibato que proclaman, no es un buen ejemplo de experiencias vividas en familia. La familia tradicional ha sufrido una evolución guste o no guste, es una realidad no una opinión y ahora ésta se reúne como quiera reunirse, sin que nadie tenga que forzar a nadie a vivirla de una u otra forma. Nadie prohíbe a los católicos que vivan de forma católica, que visiten sus lugares de oración y eduquen a sus hijos como quieran, también los musulmanes, protestantes, judíos, budistas y cristianos así lo harán. El estado laico nos ha traído la multiculturalidad y nos ha regalado un espacio para cada uno, ¿Por qué insisten y se empeñan en que el espacio único debe ser el suyo y para todos?, ¿Por qué quieren que vivamos y creamos todos cómo quieren vivir y creer ellos? ¿Hizo acaso Jesús de Nazaret distinciones entre pobres y ricos, entre hombres y mujeres, entre judíos o romanos? Él habló para todos, publicanos, recaudadores de impuestos, samaritanos, prostitutas, romanos y sacerdotes del templo. Jesús no excluyó, no hizo grupos, no cerró puertas. Él fue un sencillo y humilde hombre del pueblo.

En Madrid hemos visto una vez más como los altos ministros eclesiásticos son verdaderos maestros en relativizar los problemas y desgracias de los demás y en engrandecer los suyos, es decir sus intereses. ¿No le dá vergüenza al Cardenal Rouco Varela decir que la situación de la familia actual es el problema más grave de la sociedad? A ellos si que habría que despojarlos de los derechos a la libertad de expresión que les dá el estado y la Constitución que tanto critican. ¿Dónde dejan el terrorismo, la falta de empleo, la inmigración descontrolada, la inseguridad, el problema de la vivienda, etc...? Problemas reales ajenos a ellos que no les incumben porque hasta ahora han disfrutado de todo y han sido tratados como reyes. A ellos les importa ahora la pérdida de poder incluso más que el hecho de que se les estén quedando las iglesias vacías.

Por suerte el bochornoso espectáculo que hemos presenciado en Madrid no engrandecerá más a la vieja serpiente que se revuelve, ni traerá más desgracias y miedo a las personas sencillas. Ahora los españoles podemos pensar y sentir libremente y decidir dónde van a parar nuestros impuestos.

Por suerte la llamada del Cardenal Rouco a una nueva evangelización de la sociedad española está hecha bajo la protección de la Constitución española y no bajo los auspicios de una espada. No obstante, más le valdría antes de lanzar esta llamada dejarse evangelizar él mismo con el ejemplo que nos trajo Jesús de Nazaret, el maestro del pacifismo, del amor, de la unidad, de la igualdad, de la libertad, de la fraternidad y de la justicia.

Noticias relacionadas

Qué explicaría la visita de Xi Jinping a Panamá

Panamá no constituye ejemplo de gran o mediana potencia

¿A quién voto en las próximas elecciones andaluzas?

Los socialistas han gobernado en Andalucía desde 1982 sin interrupción y no hemos salido del vagón de cola

Macron y Mohammed 6 en tren de alta velocidad

Mientras otros países del Magreb se resisten a la modernidad, Marruecos se suma a la carrera espacial y viaja en trenes de alta velocidad

¿Hacia un Brexit traumático?

La irrupción de fuerzas centrífugas consiguió la victoria inesperada

Interior del Ministro de Interior

​Desayuno de Europa Press con el ministro de Interior Grande-Marlaska en el hotel Hesperia de Madrid. Llegué con adelanto y atendí el WhatsApp: “¡Vaya espectáculo!.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris