Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Baloncesto

Etiquetas:   ULEB CUP   -   Sección:   Baloncesto

El Gran Canaria retoma el mando del grupo G de la ULEB Cup (82-71)

Joel Freeland adquirió un notable protagonismo ante la ausencia de Massie
Redacción
jueves, 13 de diciembre de 2007, 00:09 h (CET)
El Gran Canaria Grupo Dunas dio un paso de gigante hacia la clasificación para la siguiente fase de la ULEB Cup tras ganarle el pulso al Asco Slask Wroclaw anotándose, además, un punto adicional al ganarle también el basketaverage a los polacos. Los amarillos pasan ahora a encabezar el grupo G de la competición a falta todavía de cuatro partidos para terminar la ronda.

FICHA TÉCNICA
82- Gran Canaria: Norris (8), English (9), Moran (2), David (12) y Savané (11). Mario Fernández (6), Sergio Pérez (11), Guerra (8), Freeland (15) y Mbao (-).
71- Slask Wroclaw: Atkins (6), Martin (2), Kamil (9), Gai (10) y Jared (9). Robinson (13), Diduszko (-), Radoslaw (8), Stevic (8), y Aivaras (6) .
Parciales: 17-15, 21-20, 21-21 y 23-15.
Árbitros:Koukoulekidis (Gre), Rocha (Por) y Vyklicky (Cze).(2). Sin eliminados.
Incidencias:3027 espectadores en el Centro Insular de Deportes (Gran Canaria).

DATOS DESTACABLES
Lo mejor: Joel Freeland. El inglés ha mejorado ostensiblemente su juego tras recibir la confianza del técnico

Lo peor: El encuentro, completamente soporífero.
El dato: El Gran Canaria vuelve a colocarse líder de su grupo.

Eduardo Aguiar / Enviado especial

Las cosas pintaban complicadas para los amarillos que, en el día de hoy, contaban con un mermadísimo juego interior al añadirse la baja de Massie a la de Víctor Baldo, este último lesionado. El jugador norteamericano ha viajado a su país con permiso del club aunque, extraoficialmente, todo apunta al que jugador va a ser cortado de forma inminente. Así, Salva Maldonado tuvo que volver a convocar y a dar entrada a Youssoupha Mbao, el joven canterano amarillo que ya debutara en la ULEB en el último encuentro en casa.

Desde el comienzo del choque ambos conjuntos se repartieron el protagonismo, sin un dominador claro, aunque con un juego bastante errático en ambas canastas. Los polacos dejaron una muy mala sensación de equipo en sus primeros ataques, con Atkins llevando todo el protagonismo sin demasiado acierto. Sin embargo, el Gran Canaria no era capaz de ofrecer mucho más de lo indispensable para mantener el encuentro igualado, con lo que la primera parte resultó tremendamente soporífera. Tras acabar los amarillos con una ligera ventaja el primer cuarto (17-15), el Wroclaw salió al segundo más centrado y tomó la iniciativa de mando. Sin embargo los locales no estaban dispuestos a permitir complicaciones en el partido y cada vez que los polacos se ponían por encima, los de Salva Maldonado tenían momentos de lucidez en los que recuperaban la ventaja y lograron acabar la primera mitad con tres puntos por encima de los visitantes (38-35).

En la primera parte los problemas amarillos se habían fundamentado en una especie de cansancio global, con una falta de imaginación generalizada que llevaba a un juego simplón y carente de intensidad defensiva. A eso hay que añadirle la inexperiencia de Mbao que casi parecía estar asustado y perdido en medio del parquet. Del lado positivo cabe destacar la labor que desempeñó Joel Freeland, cuyo juego crece a pasos agigantados tal y como se lleva profetizando desde hace más de un año.

En el tercer cuarto los problemas de la primera mitad se volvieron a reproducir, añadiéndole un exceso de celo por parte de los árbitros a la hora de pitar las faltas en contra del Gran Canaria. De hecho a los cuatro minutos de juego los locales ya habían cometido cinco personales mientras que los visitantes mantenían su casillero de faltas a cero. Los amarillos pasaron por momentos difíciles, sin embargo, un último achuchón lograba dejar las cosas tal y como estaban antes de comenzar el cuarto, con tres puntos de ventaja para los locales (59-56).

Finalmente, en el último periodo, el Gran Canaria reapareció como equipo, comenzando por la resurrección desde la línea de tres puntos y continuando por una mayor seriedad defensiva que llevó a los de Salva Maldonado a superar por primera vez en el partido, los diez puntos de ventaja, que ya no abandonarían en lo que quedaba de encuentro. El tiempo muerto del entrenador visitante llegó muy tarde y, aunque lo intentaron con faltas y ataques rápidos, el Wroclaw no logró recortar las diferencias para recuperar el average, ni mucho menos para ganar el encuentro. Al final victoria amarilla por once puntos (82-71), y de vuelta a la liga ACB el próximo fin de semana contra Estudiantes.

Noticias relacionadas

El Barça respira ahogando al Valencia

Los valencianos se presentaron a verlas venir

El Baskonia reafirma su mejoría y conquista Kaunas

El gran acierto desde el perímetro (17/29) permite a los vitorianos sumar su segunda victoria consecutiva en la Euroliga

El Madrid sale del bache ante un desacertado Unicaja

Los de Laso sentencian al descanso (40-27) la vuelta al triunfo en Europa tras tres derrotas

El Barça regala un +26 y sucumbe ante el Bamberg

Los blaugranas rozaron la perfección en el primer cuarto (12-38) pero vivieron su propia pesadilla

Valencia Basket pierde con el colista Milán tras dos prórrogas

Los de Vidorreta se enredan en el tramo final y suman tres derrotas consecutivas en Euroliga
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris