Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Carta al director  

Amor y ortografía

Josefa Romo (Valladolid)
Redacción
martes, 27 de noviembre de 2007, 03:56 h (CET)
Original e ingeniosa la comparación del amor con la ortografía, que hace el periodista Enrique Monasterio: "En el amor, desde luego, lo esencial es la entrega, la fidelidad…, esas grandes virtudes que lo sustentan. Pero hay un conjunto de pequeñeces que alimentan el cariño, lo hacen crecer y lo mantienen vivo: es la ortografía del amor. Cuando un amor muere, generalmente ha sido asesinado a base de pequeñas faltas de ortografía (…) Hay tres importantes reglas ortográficas en el amor: la educación, la memoria y la paciencia. Las faltas de educación a veces se disfrazan de confianza, pero son tan imperdonables como las haches fuera de sitio. Los "me olvidé", los fallos de memoria y las impuntualidades de cada día, pueden parecer intranscendentes, pero son como las ges y las jotas. ¿Y la paciencia? Son las bes, las uves y las haches intercaladas. ¿Y los acentos? En el amor, los acentos son los detalles inesperados, las mil delicadezas que uno inventa (…)".

Y hablando del amor a Dios dice: "Y lo que he llamado ortografía, podría haberlo llamado simplemente piedad. ¿Qué trascendencia tiene, por ejemplo, una genuflexión omitida o mal hecha? Ninguna: es apenas una errata, una coma fuera de sitio. ¿Qué más da una postura que otra en la Iglesia? Da poco: es sólo un defecto de estilo, un chirrido en la prosa. ¿Y a Dios qué le importa si voy a comulgar mejor o peor vestido, si los manteles del altar están limpios o sucios, si hablo, callo, río o bostezo? A Dios, en efecto, le da lo mismo. Pero a ti no. Y es que ya lo dijo San Josemaría: «Es misión muy nuestra transformar la prosa de esta vida en endecasílabos, en poesía heroica». Dicho en prosa, lo importante es amar con buena ortografía".

Noticias relacionadas

Resumiendo la vergüenza

Los políticos tocan las palmas y mientras los ciudadanos nos ponemos a bailar

Regreso 2020; Caracas

Viaje sin retorno

Performance político

Pensar que hay que tocar fondo para poder levantar cabeza, me llena de incertidumbre

Medir las miserias en un planto

Si no fuéramos consumidores de los temas morbosos, todo ésto quedaría saldado

¿Será Sánchez capaz de pensar en España?

“Es evidente que el espíritu de consenso que inspiró la transición democrática está definitivamente enterrado”
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris