Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

España

Etiquetas:   Guindos   Política   -   Sección:   España

Guindaba Luis de Guindos

¿Se guindó en el Ritz, o le guindaron?
José Luis Heras Celemín
martes, 2 de junio de 2015, 22:00 h (CET)
Dice el diccionario que “guindar” es descolgarse de alguna parte por medio de cuerda, soga u otro artificio.

Hoy por la mañana, Luis de Guindos guindaba. Se le esperaba en el Ritz, pero De Guindos guindó. Iba a presentar a Elvira Rodríguez, la presidenta de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, pero le sustituyó (tarde) Iñigo Fernández de Mesa, el Secretario de Estado de Economía y Apoyo a la Empresa, que es un valor económico nacional que aún está en el mercado nacional de valores, sí nacional, con resistencia, insistencia y algo más.

Con Elvira Rodríguez asentada en el atril, personificación firme de la CNMV y en plan de pura institución, el resto de las institucionalidades, guindadas o no, quedaron en segundo plano. Allí estaban: la Defensora del Pueblo, defendiendo el presente del pueblo. Elena Salgado, dispuesta a la dfensa (del pasado). El Presidente de la Asociación Española de la Banca (AEB), atento y con la ceja a la virulé. Isabel Tocino, de oyente. Manuel Conthe, ciudadano de C´s, o casi. Algunas autoridades, pocas. Y el propio Secretario de Estado que, vaya usted a saber por qué, se hizo dueño del plural mayestático “nos”.

Pero faltaban otros, demasiados.

En el ambiente, los “guindeos”, próximos a “guindos”, de muchos. Vigilancias exhaustivas, más que justas. Y el runrún canallesco del menos canallesco proceder de la nada sutil “prensa canallesca”: Hay ruido de sillones que se vacían o se mueven, tilas a tutiplén para los que dudan si guindarse o erguirse. Dedos hacia abajo populares, de los condenadores de futuro incierto. Y miradas, de reojo, a la Moncloa, a Rajoy, a la niña de Rajoy, a la madre de la niña de Rajoy, a la prima de la madre de la niña de un gallego con vistas en Santa Pola (Alicante, Spain) y un vistazo suplicante, a veces alegre y otras doliente, de creyentes o no, a la siempre Santísima Inmaculada Concepción: “Madrecita, que me quede como estoy”.

Ajenos al runrún de la prensa, los rumores: Se va el sociólogo Wert, de paseo con Gomendio a hacer sociología por los Campos Elíseos parisinos. Cospe, María Dolores de Cospedal García, merece el consuelo de una cartera en el Gobierno (la de Wert). De Guindos guindará algo: una cosa (o cargo europeo) en concurrencia con otros, según la acepción 2 del diccionario de la RAE. Le sustituirá, o no porque decide un gallego, alguien, quizá alguno de los valores económicos que no controla la CNMV (Nadal, Pérez Renovales, “Sorayo” o no). ¿Montoro se monta o se la montan?. Otros puntos, algunos suspensivos...

Pero en el atril estaba la esplendorosa humanidad y luminosa inteligencia de Elvira Rodríguez. Con un par, o diecisiete. Institución pura a veces, afabilidad notable otras y siempre perspicaz, ajena y presente a la ausencia de Luis de Guindos y moviéndose ágil, grácil y etérea por el proceloso filo de la navaja cabritera en que se convierten, convirtieron, las ingenuas preguntas de la prensa.

Se la escuchó, claro. Y habló de: La Ley del Mercado de valores de 1988. La realidad en Europa del Mercado de Capitales. La forma de actuar de la CNMV en el mercado. De las nuevos cometidos de la CNMV y de los viejos. Monitorización de movimientos de valores y capitales. Protección e información a los inversores. Y hasta de la conveniencia de hacer Pedagogía con los inversionistas y de las prácticas pasadas ocurridas a la hora de enfrentar a los oferentes (de valores), con los productos que ofrecían.

Pausada, profesional, respondiendo a “preguntas técnicas para oposición”, fue atendiendo a cuestiones económicas, a la salida de la CNMV de funcionarios mal pagados (el 40% no llega a un sueldo de 40.000 euros por año), a cuestiones puntuales (Banco de Madrid, Planes de Pensiones, rentabilidades escasas, conocimientos puntuales de inversores minoristas, las dos sociedades que están a punto de salir al mercado, y un largo etcétera.

Pero “la llama de la noticia” no estaba en el Ritz. Allí la Presidenta de la CNMV sólo habló de economía, del mercado, de valores, y del mercado de valores.

El interés del principio, con las sustituciones y retrasos del comienzo, las asistencias y ausencias de última hora, tenían un algo especial concentrado en un par de preguntas del momento.

Una simple: ¿Por qué se guindó el protagonismo de Luis de Guindos?

Otra no tanto: ¿Se guindó o le guindaron?.
Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

“La mezquita jugó un papel fundamental en la radicalización de mi marido”

Raquel Alonso recuerda la importancia que tiene España en la propaganda yihadista

Operación Chamartín (XLLL)

Carmena quiere empezar

2018 como el mejor año para presentarse a las oposiciones de Policía Nacional

Las pruebas exigen un gran nivel de esfuerzo, tanto físico como mental

La población nacida fuera de España representa el 21,5% del Padrón Municipal

En Madrid hay 696.619 personas nacidas fuera de España empadronadas

El turismo multiplica la demanda en verano

Un buen porcentaje de turistas buscan actividades turísticas no convencionales
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris