Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Carta al director  

Vivir para ver

Jesús Domingo Martínez
Redacción
viernes, 16 de noviembre de 2007, 20:04 h (CET)
Como es bien sabido, la doctrina de la Iglesia, en numerosas ocasiones reiterada por los Papas, se opone frontalmente a toda manipulación con embriones humanos, lo mismo que lo hace con el aborto, por ser un acto intrínsecamente inmoral que desprecia la dignidad de la vida humana. Este método de investigación, aprobado por el Parlamento español, que ha sido puesto en tela de juicio por numerosos científicos, supone la producción de seres humanos en un laboratorio para luego suprimirles la vida con el pretexto de salvar otra, tratando así a los niños como si fuesen cosas y no personas. A esto los socialistas lo llaman “telarañas que nada tienen que ver con la ética y la moral”.

Y es que si la ética del Partido Socialista, una vez despojada de las “telarañas morales” admite este supuesto –la fabricación de clones humanos para experimentar con ellos- no pasará mucho tiempo antes de que también admita la construcción de “granjas de niños clónicos” en los que se les alimente como si fuesen ganado, para convertirlos un día en “material genético” al servicio de otros niños enfermos a los que se podrían trasplantar los órganos de los clones. El principio moral en ambos casos es exactamente el mismo. Vivir para ver.

Noticias relacionadas

Emprender desde el corazón

Lo complejo es la capacidad de encontrar el camino para dar respuesta a los problemas y desafíos que tenemos

Greta Thunberg: “Se avecina un cambio, les guste o no”

a Cumbre de Acción Climática tiene como objetivo “acelerar las transformaciones que se necesitan con urgencia e impulsar acciones que beneficien a todos”

El Parlamento de Navarra pide disculpas a Casa Real

Cuatro años después, el Parlamento de Navarra, "expresa a la Casa Real sus disculpas por la falta de invitaciones"

Otra incongruencia. Déficit mundial de azúcar

Domingo Martínez Madrid, Burgos

Otra oportunidad

Carlos Castro Martínez, Valencia
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris