Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Palco Vip   -   Sección:  

Nuestra guerra

Daniel Sanabria
Daniel Sanabria
jueves, 18 de octubre de 2007, 03:56 h (CET)
Esta semana es nuestra semana. Jugamos en nuestra casa, ante nuestro público, con nuestras raquetas y nuestras pelotas. Es nuestro torneo, y nuestro deporte. Nuestro pabellón y nuestra capital. Son nuestros tenistas. Es nuestro Rafa, nuestro Ferrer, nuestro Verdasco. Nuestra armada invencible. Es nuestro Master Series de Madrid.

Y si algo es nuestro y vienen a quitárnoslo, hay que defenderlo. Y para ello, pondremos al frente a nuestros mejores guerreros: Nadal, Ferrero, Moyá, David Ferrer... Vamos armados y con ganas de conquistar lo que ya nos pertenece. Lo queremos todo, en especial la piel de un suizo que anda por ahí con peores intenciones que Tejero en el Congreso.

La batalla va a ser difícil, por varias razones: cuando luchas en tu territorio tienes poco que ganar pero mucho que perder. No pueden arrebatarte el triunfo. Tú eres el dueño de lo que te pertenece, de lo tuyo. En estas batallas no siempre gana el más fuerte, sino el más astuto. Tenemos un terreno apto para el enemigo, aun sin dominar por los nuestros. Hay que evitar que se hagan fuertes en el campo de batalla.

Todas las miradas apuntan sobre el único caballero que logró sacar la espada de la piedra, Rafa Nadal. Y eso conlleva una gran responsabilidad, una gran obligación. Hay que ser héroe cuando los tuyos esperan que lo seas. Y nosotros, Rafa, queremos ver ese héroe que hay dentro de ti. No queremos ganar muchas batallas, sino la guerra final. Que se alce la bandera de España en lo más alto de su capital.

En la aventura no estarás solo. Somos muchos guerreros con un mismo objetivo: demostrar que el mejor no siempre es el número uno. Tus escuderos más fieles te acompañarán: Juan Carlos, Charly, David y Tommy. Pero en esta guerra no hay amigos, no hay pactos ni alianzas, todos te pueden apuñalar por la espalda, y aquí, eso es legal.

Hay muchas batallas que librar, ayer empezaron las primeras, y ya tenemos una baja. Inevitable: Albert Montañés. En una guerra siempre mueren caballeros de los dos bandos, pero la victoria final es la única que decide qué sangre ha merecido la pena derramar. El objetivo es estar el día de la batalla final, donde sólo llegan los más valientes.

Feliciano López, Fernando Verdasco, Nico Almagro..., muchos son los que quieren una corona que no llevan su nombre. Empezar a ser grandes, reinar. Si Felipe II y Luis XVI cayeron del trono, también pueden caer Federer y Nadal. Esto es una guerra donde sólo hay un arma lícita: la raqueta.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris