Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Hablemos sin tapujos   -   Sección:   Opinión

Hinchando pecho y engañando al pueblo

Miguel Massanet
Miguel Massanet
lunes, 15 de octubre de 2007, 21:51 h (CET)
¿Alguno de ustedes puede pensar que, en Alemania, la del idioma de los sustantivos en mayúsculas y las palabras kilométricas, pueda interesar un idioma, el catalán, apenas hablado por siete millones de personas y que, para el 99’9 de los alemanes, les suena a chino. Con trabajo los teutones sabrían donde está ubicada Barcelona si no fuera por el turismo baleárico, les ha dado a conocer que, en el sur de Europa, existe una nación que se llama España. Si para un español es labor ardua aprender el alemán, una lengua indoeuropea que la hablan en Europa cerca de cien millones de personas, imagínense lo que le costará a un alemán aprender el catalán y, pocos de ellos, tendrán interés en ello; salvo los pocos estudiosos que tengan el aliciente de investigar alguna particularidad étnica, literaria o lingüística de la comunidad catalana. Es evidente que el montaje que han levantado con lo del Frankfurt 7 forma parte de su estrategia de hacerse notar, más en España que en Alemania, con la única intención de querer convencer al resto de españoles que su cultura es muy apreciada en otros países europeos. Sólo tienen una pequeña pega y es que, según se ha comprobado, aparte del floreo que las autoridades catalanas y algunos de sus más conspicuos escritores le han querido dar al evento, el resultado ha sido que los nativos, los alemanes, apenas han asistido a los actos y que, según noticias que hemos recogido, los que más abundaban y los que hacían más bulto eran los propios catalanes que acudían a animar el certamen.

Un Tripartit en horas bajas, desacreditado más de lo que ya lo estaba, ante el resto de españoles, por los últimos acontecimientos de quema de efigies de los reyes y amenazas a los políticos de las formaciones que no comulgan con el separatismo; necesitaba, urgentemente, hacer algo para redimirse y, de paso, darse pisto para demostrar a las otras comunidades – que, dicho de paso, están que trinan por los favoritismos de Zapatero con Catalunya y la lluvia de millones que ha descargado sobre ella – que su cultura está por sobre las demás del resto de España y que, por añadidura, recibe una especial consideración fuera de las fronteras como, por ejemplo, en la ciudad alemana de Frankfurt. Lo que ocurre es que llegó a tanto su clientelismo, su chauvinismo excluyente y su endogamia irredenta que tuvieron que cometer la metedura de pata de no permitir la asistencia a dicho certamen de escritores que escribían sus obras en castellano. Hasta el ínclito y lenguaraz señor J. Pujol (cuándo se darán cuenta, estos dinosaurios de la política, como Pujol y Fraga, que les ha llegado la edad de contarles “batallitas” a los nietos y dejarse de meterse en camisas de once varas) metió baza en asunto a favor de la exclusión de tales escritores, sin tener en cuenta que, entre ellos, había personas de mucha valía.

Como la prensa catalana se ha dedicada a magnificar el acontecimiento, a jalearlo y a sobredimensionarlo, se han olvidado de informar que muchos de las personalidades alemanas se interesaron por esta circunstancia, extrañándose de que personas conocidas de las letras hispanas no concurrieran juntamente con los escritores en lengua catalana. Claro que en toda Alemania se conoce y se ha leído el Quijote traducido en numerosas ocasiones al alemán y, en cambio, no sé si los habrá que hayan leído a Mossen Sinto Verdaguer o a mi paisano, el señor Porcel, a pesar de que ya tiene gastados los dedos de tanto escribir. Eso sí, en una entrevista que le hicieron en la TV catalana se apresuró a informarnos de todos su méritos y de sus múltiples empresas y dejó caer una gracia al decir algo así como:” que no se había enterado de que hubiese impulso literario en España”; por cierto, paisano, cuando uno está en un medio público es una falta de respeto estar apoltronado en la silla con las piernas estiradas como si estuviera en una playa con un pay-pay y tomándose un cubata. En fin que no tenemos remedio.

Entre tanto andamos a la greña con lo de si las niñas musulmanas pueden asistir a clase con el burka o se les debe prohibir . Como es natural, en lugar de cumplir la Ley se improvisa y se toman iniciativas de más que dudosa ortodoxia legal. Pero así funciona el Tripartit, a golpe de corazonada. Pero, hoy he leído una noticia que me ha preocupado. Parece que el presidente del COMB (Colegio Oficial de Médicos de Barcelona) manifestó que la institución estaría de acuerdo en que se redujera la duración de la carrera de medicina ( actualmente 6 años más 4 de MIR). Inmediatamente he pensado en el ministro Soria y en su intención de poner en funcionamiento la Eutanasia y, vean ustedes por donde, me ha dado por relacionar las dos noticias que, a mi modesto criterio, se complementan. Como sobramos personas, como la Seguridad Social está saturada de jubilados que cobran pensiones, lo más económico para el Estado sería que se eliminasen unos cuanto miles de viejos achacosos y, ¡vean ustedes qué remedio más expeditivo para sanear las cajas de la Seguridad Social, que el que se les ha ocurrido! Es obvio, el sistema es que se devalúe la enseñanza para lo cual: primero se empieza por dejar pasar de curso a sujetos con cuatro cates, después se forman médicos con menos años de estudios y prácticas. ¡Excelente! Ya tenemos la combinación adecuada para reducir las listas de pensionistas. Unos cientos de matasanos chapuceros diagnosticando y recetando y ya tenemos solucionado, de un tacazo, lo de la eutanasia y las dificultades de la Caja de la Seguridad Social para pagar a una pléyade de ciudadanos molestos e improductivos. Ya saben lo que se dice: “La medicina es de desear, pero el médico es de temer”. Curémonos en salud.

Noticias relacionadas

El Satélite Mohammed 6 B levanta vuelo

La nación marroquí sigue su firme camino hacia la modernidad asimilando los avances tecnológicos del mundo

Sánchez a tumba abierta intentando darle el vuelco a España

La influencia de Pablo Iglesias y la necesidad de dar apoyo a los soberanistas, le impulsan a entrar a saco con el modelo de Estado de España

Celestina o “el Tinder” prerrenacentista

Una remozada “Celestina” resucita en la magnífica adaptación de la productora Un Pingüino

Donde se habla de encuestas sorpresivas y de otros temas

“Todo el estudio de los políticos se emplea en cubrirle el rostro a la mentira para que parezca verdad, disimulando el engaño y disfrazando los designios.” Diego de Saavedra Fajardo

Wittgenstein

​Una de las afirmaciones hechas por las personas que apoyaron la "I Carrera contra el suicidio" se refería a que quieren que este tipo de muerte deje de ser un tabú y que pase a ser estudiado con detalle para poder evitar fallecimientos por esta causa.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris