Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Día Mundial de la salud mental

Helena Trujillo
Redacción
sábado, 13 de octubre de 2007, 00:13 h (CET)
Salud mental en un mundo cambiante: el impacto de la cultura y la diversidad.

En el día de la salud mental lógico sería felicitarle, hacerle algún regalo, un brindis tal vez, sin embargo más allá de ser un día señalado en el calendario por políticos e instituciones, es un día como otro cualquiera. Los profesionales de la salud seguimos realizando nuestra labor diaria en pos de mejorar la calidad de vida de nuestros pacientes y la población en general sigue inmersa en su vida cotidiana que aún desconsidera la importancia que puede tener su “salud mental”.

Popularmente decimos que sólo “nos acordamos de Santa Rita cuando truena” y tal vez esto pase también en el tema de la salud mental. Habitualmente nos consideramos sanos mentalmente si no estamos “encerrados” o si nadie nos ha puesto la etiqueta de enfermo. Sin embargo tal vez este sea el momento y el lugar para preguntarnos qué es estar “bien del coco”. Escucho con demasiada frecuencia referirse a esquizofrénicos, deprimidos, bipolares, personas con ansiedad, psicóticos, por decir algunos, como si ellos fueran los enfermos y nosotros los sanos. En Psicoanálisis, no obstante, hablamos de una salud que no es lo contrario de enfermedad, de una salud que se produce cuando la persona está en análisis y es capaz de producir una vida diferente.

En este sentido se podrá entender mejor por qué nuestra insistencia en recomendar el psicoanálisis a la mayoría de las personas, jóvenes y mayores. Para tumbarse en el diván de un psicoanalista no es necesario estar enfermo. En la mayoría de los casos los pacientes acuden porque hay evidencias palpables de un malestar: crisis de ansiedad, fracaso amoroso, aislamiento social, síntomas depresivos, miedos injustificados, problemas sexuales y un largo etcétera. Generalmente acuden tras un largo período de indecisión, porque aún hoy seguimos dudando de la utilidad y conveniencia de los profesionales de la mente, aún nos preguntamos si será un gasto inútil, aún creemos que las cosas de nuestra “cabecita” son pasajeras. Así nos va.

Les hablo desde el conocimiento que me da mi profesión y el de haber acudido desde joven a la consulta de un psicoanalista, no se vayan a pensar que yo soy la sana y ustedes no. Nadie nos regala nada, cada uno se tiene que ocupar de su propia vida. A mi también me encantaría tener las soluciones a los problemas de la vida, me encantaría no dudar nunca, no tener miedo y ser feliz a todas horas, pero eso no existe. Por ser humanos tenemos todas esas palabras que nos impactan de un modo u otro. La salud mental, el bienestar tiene que ver con llevar todas esas cuestiones al lenguaje, cuando no es así nos acaban enfermando el cuerpo, las relaciones, la economía.

Somos el resultado de nuestra forma de concebir la vida, no se trata de tener más ni otras cosas, sino de redistribuir de una manera diferente lo que tenemos. Como ven, la salud no es lo contrario de enfermedad, es saber en el momento adecuado, con la persona indicada. La salud es una educación. Incluso una persona enferma orgánicamente puede ser una persona sana y, sin embargo, usted que se creía sano como una pera puede ser una persona enferma, envidiosa, celosa o egoísta.

No vengo a juzgar, sino a conversar tranquilamente con usted, a hacerle entender que los resultados que obtiene son el resultado de las operaciones que realizó. Poniendo un ejemplo, una relación de pareja no se estropea de un día para otro, es el resultado de lo que cada uno de los miembros hizo previamente. Ahora lo entiende mucho mejor. Aún está a tiempo de tener otros resultados, la vida aún puede sonreírle, dese una oportunidad, su salud mental se lo agradecerá.

____________________

Helena Trujillo Luque es psicoanalista de la Escuela Grupo Cero de Málaga.

Noticias relacionadas

Una muralla para aislar el desierto del Sahara

Intelectuales de todo el mundo analizarán en Marruecos el problema de la inmigración que causa insomnio y desacuerdos en Europa

El discurso de la payasada

Cuatro artículos que me han ayudado a encontrar la mía

Heráclito

Es un filósofo presocrático que ha especulado acerca del mundo y de la realidad humana

Trapisondas políticas, separatismo, comunismo bolivariano

Una mayoría ciudadana irritada

Prejuicios contra las personas

Es una malévola tendencia, favorecemos los prejuicios y protestamos contra sus penosas consecuencias
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris