Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

La Europa de Benedicto XVI

J. D. Mez Madrid
Redacción
miércoles, 19 de septiembre de 2007, 21:49 h (CET)
En su viaje apostólico a Austria Benedicto XVI pronunció un importante discurso sobre la situación de Europa y el papel que debe asumir en el mundo actual. El Santo Padre, quien en diversas ocasiones había comentado su preocupación por el relativismo, que hace "que el bien y el mal no se distingan", emplazó a Europa a ser vanguardia en la lucha contra la pobreza y la búsqueda de la paz.

Benedicto XVI, al igual que su predecesor, piensa constantemente en Europa, y no tanto para defender un "eurocentrismo" católico, incompatible con la universalidad de la Iglesia, sino para reanimar la conciencia europea, cuyo adormecimiento está siempre presente en los discursos del Santo Padre y tiene una directa relación con el relativismo moral que denuncia. En concreto, pidió a Europa que no se desentienda de África y de problemas "como la plaga del sida, la explotación injusta de los recursos naturales o el tráfico de armas". Pero el Papa tampoco dudó en señalar la responsabilidad de las instituciones europeas, a las que "se pueden plantear críticas justificadas".

El Santo Padre no entró en detalles de estos reproches, aunque no es difícil ver en ellos la negativa de Bruselas a incluir en la Constitución Europea una referencia al cristianismo o la falta de políticas activas por la familia o el derecho de la vida de los no nacidos.

Noticias relacionadas

Patriotismo vs. pasotismo

“Cuando la patria está en peligro no hay derechos para nadie, sino sólo deberes” E. von Wildenbruch

La retirada de Trump del acuerdo sobre cambio climático y el movimiento social que desencadenó

Falta de educación

El respeto, la educación y los buenos modales se están perdiendo en los adolescentes

El nefasto cuento de la lechera del separatismo catalán

“Es lastimoso que seamos seducidos por nuestras propias bufonadas e invenciones” M.E de Montaigne

Sin retorno

a locura melancólica no tiene sentido; pero el reto del progreso no admite enajenaciones
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris