Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Cosas mías   -   Sección:  

Lágrimas de campeones

Rodrigo Gil-Sabio
Rodrigo Gil
lunes, 17 de septiembre de 2007, 23:16 h (CET)
Tocaba perder. Por esas cosas del destino, el mejor equipo de Europa de baloncesto de largo se dejó el oro en el instante decisivo. Holden se elevaba y ponía a Rusia por delante en el marcador. Con sólo dos segundos, los Pepu boy’s se inventaban una jugada-milagro con un Pau Gasol que tiró a tabla para asegurar. Parece que un defensor llegó a tocar la bola. En fin, España entera se paralizaba… ¡ahhhh, se ha salido de dentro! ¡Se ha salido! Adiós al oro…

Las lágrimas se apoderaron de nuestros gigantes. El domingo fue duro ver a Pau Gasol (un tío de 2,15 metros) en el suelo, a Rudy Fernández escondido en su camiseta, a Reyes sin saber donde meterse, al pequeño Marc llorando como un niño, a Navarro con cara de funeral… y eso que acababan de ganar la plata, nada menos que el subcampeonato de Europa.

Pero perder una final así, en tu casa, con tu gente, duele, y mucho. Sobre todo porque unas horas antes, la España de voleibol había conseguido la machada de ganarle el título en su casa, en Moscú, a la temible Rusia de Putin. Aquí, en Madrid, se cambiaron las tornas. Los españoles de ZP eran favoritos, partían con todo a favor, pero en el deporte siempre cuenta el rival, siempre, por pequeño que sea. Y Rusia fue todo menos pequeña, tanto que se fue agrandando hasta el oro.

Me recordó a aquella apasionante final de waterpolo de los Juegos Olímpicos de Barcelona-92 cuando una marrullera Italia le quitó la gloria a España con un Manel Estiarte que acabó sangrando en la piscina. En esta ocasión, ha sido la Rusia de los zares Kirilenko y Holden la que nos ha mandado al segundo cajón del podio.

Pero, que nadie se olvide, España es la actual campeona del mundo, subcampeona de Europa y una de las grandes favoritas al oro en los Juegos Olímpicos de Pekín. Un día malo lo tiene cualquiera y España lo tuvo. Permitió canastas fáciles en defensa, debió eliminar antes a un Kirilenko muy cargado, y estuvo espesísima en ataque, especialmente en los dos últimos cuartos, donde los sistemas no funcionaron y la hiperdependencia de Pau Gasol nos pasó factura.

Personalmente creo que la ‘Bomba’ Navarro jugó lesionado o se resintió de sus molestias. Pero, bueno, no es excusa, tenemos seis o siete hombres de nivel NBA y estas cosas pasan en el deporte, aunque volver a ver este vídeo va a ser muy doloroso para todos, no ya por cómo se perdió, sino por lo que se pudo ganar.

Me quedo con el gesto de Kirilenko y Gasol, las dos superestrellas del Eurobasket abrazadas al final, me quedo con un público en Madrid y en el resto de las sedes de diez, me quedo con el buen baloncesto de dos intensas semanas, me quedo con un Pepu Hernández que volvía a merecer un oro, me quedo con el saber perder de España, y me quedo con las malditas ganas de haber titulado esta columna ‘España es la bomba’, ‘EsPauña’ o alguna tontería de esas habitual en estados de euforia donde los periódicos deportivos nos deleitan para contar que somos los mejores con una foto de grupo envolviendo el diario.

Y me quedo con cara de tonto, porque esta columna tenía que haber sido otra y porque me pasa como al inefable Gaspart, que me he llevado tal disgusto que no he querdo ni cenar. Mejor, había… ¡filetes rusos!

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris