Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

El horario de la enseñanza pública

Juan Rubio (Madrid)
Redacción
miércoles, 12 de septiembre de 2007, 21:56 h (CET)
Durante las primeras semanas, mi hijo de 3 años acudirá al colegio un total de 90 minutos diarios, desde las 11:30 hasta las 13:00 hrs. Es decir, no hay opción de dejar al niño en horario normal desde el primer día lectivo. Hay otras opciones, como dejar a los niños en casa con una cuidadora (800/900 eur/mes y yo tengo tres hijos); dejarles con la abuelita (un día vale, todos no... y yo tengo tres hijos); sacarles del público y meterles en un privado (600 eur/mes por niño y yo tengo tres hijos); renunciar mi mujer o yo al trabajo (justo eso estábamos pensando); o traérmelos a la oficina (pues va a ser que no). Una buena parte de estos niños ha pasado por la guardería, luego no creo que sufran un trauma infantil grave por empezar el colegio en horario normal desde el primer día.

La reunión para los padres de niños de 3 años se convocó a principios de septiembre en día laborable a las 11:30 hrs. En ella se informaba básicamente del nombre de la profesora y del horario del período de adaptación ‘evita traumas’. No pudo enviarse una circular por correo, ni haber dado una fecha a partir de la cual llamar por teléfono al centro, ni tan siquiera haber puesto la información en el tabloide de la puerta del colegio como sí hacen, por ejemplo, con los libros que se deben adquirir para cada curso. Sin ir más lejos, durante el curso pasado cerraron un día por la tarde el colegio para votar a las elecciones sindicales. No pudieron votar un sábado, tampoco un día cualquiera tras la salida de los alumnos.

Me consta que hay buenos profesionales en la educación pública, pero entiendo que no han tenido nada más que 3 meses de vacaciones estivales, otras 3 semanitas en Navidad, 2 en Semana Santa, a lo que sumar todas las fiestas nacionales, locales y puentes. Ya es momento de confeccionar los horarios de los colegios en consenso con los padres, dándoles a estos un papel preponderante en este tipo de decisiones. Hay monitores y profesores que realizarían gustosamente prácticas durante las vacaciones de los niños y de los profesores titulares, aliviando sensiblemente este problema tan real como creciente.

España está llena de gente que confunde ser servicial con ser servil, atender con eficacia y gesto agradable o ineficacia y gesto displicente. Se olvida con excesiva frecuencia que desde que se aprueba una oposición pública se está al SERVICIO de la ciudadanía, no al revés.

Noticias relacionadas

Retos médicos

Ante el envejecimiento de la población parece que debe aumentar el número de médicos

Los pensamientos perfectos

Los campos de sangre y lágrimas proliferan por doquier parte del mundo

Dioses de la soberbia

Hay seres que se regocijan maltratando, torturando y que se estimulan con ello

Durán i Lleida transversal

Se nos jodió Cataluña

Habla, pueblo, habla

UCD adquirió “Habla, pueblo, habla” para su campaña de 1977
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris