Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   El crisol   -   Sección:   Opinión

La Justicia en funciones

Pascual Mogica
Pascual Mogica
miércoles, 29 de agosto de 2007, 21:37 h (CET)
Aunque tengo mi propio parecer, no voy a entrar aquí y ahora en quien es políticamente el culpable de que el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), se encuentre en una situación de interinidad que en absoluto está contribuyendo a intentar mejorar la deteriorada imagen de la Justicia en España, que buena falte le hace a España y al propio sistema judicial.

Lo cierto y verdad es que entre unos y otros echándose en cara que el no llegar a lograr el consenso necesario para renovar a los miembros del CGPJ es culpa de la otra parte, este organismo está sufriendo un deterioro de su imagen y de su credibilidad antes los españoles más que preocupante. Si a esto le añadimos que cuenta con un presidente, Francisco José Hernando, que a la vez lo es del Tribunal Supremo, totalmente desprestigiado por sus actuaciones absolutamente decantadas a favor del Partido Popular, no hay más que ver su pronunciamiento con respeto al Estatuto Catalán, que no era de su incumbencia y que además nadie le había pedido su parecer, se puede decir que en España estamos sufriendo un serio problema en lo que a creer en la Justicia se refiere.
Antes he dicho que no iba a entrar en quien es el culpable de que se esté prolongando una situación de vergüenza pero acogiéndome a la libertad de expresión quiero poner de manifiesto que para mi los culpables son todos y cada uno de los jueces y magistrado que componen este Consejo y que para mi, desde el 7 de noviembre de 2006, hace ya nueve meses, están en situación de alegalidad y no de interinidad o en funciones. Si el presidente y los vocales del CGPJ tuvieran un mínimo de dignidad deberían haber dimitido ya todos ellos y con ello haber forzado el que los partidos políticos no tuvieran más remedio que llegar a un acuerdo y nombrar a los nuevos componentes del Consejo, porque no es el Rey quien los nombra tal y como se especifica en el artículo 122 de la Constitución, doce por el Rey y los ocho restantes hasta un total de veinte, por el Congreso y el Senado, cuatro por cada Cámara. Los que en realidad designan a los veinte son los partidos políticos, el Rey se limita a firmar el correspondiente Real-Decreto.

Estos jueces y magistrados no pueden seguir ni un momento más en esa extraña e irregular situación por mucho que las normas lo prevean. Creo que serán conscientes de que los españoles estarán pensando tres cosas acerca de su continuidad en funciones: La primera si lo hacen por el prurito personal de pertenecer al CGPJ y no quieren dejarlo. La segunda si se mantienen en sus puestos, unos puestos que ya no les pertenecen, por orden del partido que en su día les apoyó para ocupar esos cargos y la tercera si es por motivos económicos. Por el suculento sueldo y las apetitosas dietas, vamos.

No, no pueden seguir así ni un solo día más y no ya porque su imagen personal y profesional se pueda deteriorar más por que eso parece ser que no les preocupa, sino porque la institución está sufriendo un enorme desprestigio que, y las encuestas así lo dicen, hace que la Justicia sea una de las instituciones peor valoradas por los españoles. Pero claro, la Justicia la controlan los humanos y ahí es donde nos duele a todos.

Noticias relacionadas

El día de…

Nos faltan días en el año para dedicarlos a las distintas conmemoraciones y recordatorios

Como hamsters en jaula

​Hermanos: estaréis de acuerdo conmigo de que los acontecimientos políticos están pasando a una velocidad de vértigo

La revolución del afecto como primer efecto conciliador

Nuestro agobiante desconsuelo sólo se cura con un infinito consuelo, el del amor de amar amor correspondido, pues siempre es preferible quererse que ahorcarse

¿Qué se trae P. Sánchez con Cataluña?

Se dice que hay ocasiones en la que los árboles no nos dejan ver el bosque

¿Nuestros gobernantes nos sirven o les servimos?

Buscar la justicia, la paz y la concordia no estoy seguro de que sea al principal objetivo de los gobernantes
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris