Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Revista-teatro

Etiquetas:   TEATRO CRÍTICA   -   Sección:   Revista-teatro

Cuando el poder despierta el lado más miserable del ser humano

Imperium, de La Fura dels Baus
Redacción
martes, 31 de julio de 2007, 22:00 h (CET)
¡Bum! Una mochila llena de explosivos estalla después de la agonía que pasean varias actrices en silla de ruedas por el escenario. La Fura dels Baus ha querido generar miedo en el espectador y sin duda, lo ha conseguido. “Imperium” desata el caos en el Mercat de les Flors y muestra el lado más mísero del ser humano ante su ambición por el poder.

Texto y fotos: María Teresa Caballero
“Imperium” muestra las jerarquías y el abuso que el capitalismo provoca. Basada en las tragedias de Eurípides, se estructura en cinco escenas: la primera, en la que se hace patente el miedo por la inseguridad que causa el terrorismo y sus consecuentes muertes; la segunda, en la que aparecen profetas distorsionando la realidad a modo de conseguir adeptos; la tercera, en la que surgen dos domesticadoras; la cuarta, en la que “el pueblo” acaba revelándose y sacrifica a las instructoras; y la quinta, en la que la desaparición de los líderes y la ambición por alcanzar el poder hace que el pueblo se autodestruya. “Imperium” es, en resumen, una crítica feroz a la relación dominante-dominado/a y a la destrucción que el monstruo del capitalismo alimenta entre nosotros, sin los cuales no podría existir.



La Fura dels Baus



En palabras del coautor de la obra, Lluís Fusté, “Imperium” pretende vacunar de la violencia mostrando más violencia.
Estamos cansados y cansadas de ver actos violentos por las pantallas de nuestros televisores, sí, pero el número infinito de veces que pasan ante nuestros ojos hace que eliminemos la posibilidad de que sean reales. Sin embargo, vivir la violencia al lado, en tres dimensiones, es un chute de realidad que o bien genera rechazo a ella o quien sabe, quizá todo lo contrario. Lo del “si no lo veo, no lo creo” debería empezar a traducirse en “si no lo vivo, no lo creo”. Justo esto es lo que pretende La Fura dels Baus: apostar porque el teatro sea el lugar para que el espectador experimente esta violencia de la forma más cercana posible.

¡Arriba las mujeres!



Mujeres en Imperium



El hecho de que solo aparezcan mujeres en “Imperium” tampoco es fortuito. Jürgen Müller, director artístico de La Fura, asegura que las mujeres resultan más emotivas que los hombres para esta obra. Además, como en muchos lugares del mundo las mujeres vivimos discriminadas y en condiciones de desigualdad, mostrar a un conjunto de mujeres guerreras allí donde vayan es un gran estandarte y una buena bofetada para muchos y muchas.

Un concepto teatral diferente
Si vas a ver “Imperium” déjate sorprender, porque La Fura dels Baus está a kilómetros luz de muchos espectáculos teatrales. En la obra, las actrices se mueven por todo el espacio del teatro, haciendo que el espectador se sitúe en el espacio sobrante. El espectador, por lo tanto, tiene que implicarse aunque no quiera porque forma parte de la historia provocada.
Lo engorroso son las avalanchas del público que al sentir miedo en ciertas situaciones, empieza a moverse rápidamente y pocos o pocas pueden ya librarse de los pisotones del compañero/a de al lado.

La Fura siempre da que hablar



Más imágenes de Imperium


Ir a ver “Imperium” es ir con ganas para aceptar el juego que te proponen. Quizá no estaría de más que no recomendaran su espectáculo a personas muy sensibles o fácilmente asustadizas ya que la obra está llena de sobresaltos. Apuesto sin embargo a que, si lo hicieran, mucha gente se perdería la oportunidad verlos y verlas y a pesar de que durante el transcurso de la obra puedas sentir pánico, hay que vivir la experiencia porque, como todo, es muy positiva. Al salir del teatro seguro que tu vida ha cambiado aunque sea mínimamente. Para bien o para mal, La Fura dels Baus no deja sin palabras a nadie.

La riqueza de su lenguaje expresivo

La Fura dels Baus pone en escena ideas, conceptos. Les dan una situación, una escena, que se convierte en metáfora de aquello que quieren transmitir. Para ello en “Imperium” han utilizado múltiples medios, tanto para el vestuario como para la escenografía: iluminación a gran escala, pirámides metálicas, arneses para colgarse de las estructuras, bozales de metal, zancos de plástico con resortes, vestidos de cuero y de telas diversas, instalaciones audiovisuales…

Violencia física y emocional
Bien es cierto que el espectáculo resulta bastante violento pero si no le dieran la agresividad que le han dado a las escenas, no calaría tan hondo en el público.
La Fura dels Baus conoce bien los efectos de la música sobre las personas y es por ello, seguramente, que ésta ejerce un gran papel en este sentido, ya que suena a pánico, a terror, y suena tan fuerte que hace vibrar todo el cuerpo e incluso la ropa que llevas puesta.

Con obras como ésta, es como si a una le inyectaran una buena dosis de fuerza y pasión para seguir escribiendo sobre teatro. Fureros y fureras, ¡a seguir luchando por cambiar conciencias! ¡Gracias!

Noticias relacionadas
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris