Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Artículo opinión   -   Sección:   Opinión

Rusia y el lugar que ocupa en el nanomundo

Rostislav Andrievski
Redacción
lunes, 23 de julio de 2007, 07:52 h (CET)
Incluso en nuestros días continúa la definición de nuevos términos en el campo de la nanotecnología y la nanociencia.

Esto no impidió que la expresión "nano" saliera del uso netamente científico, saltara las barras de la metáfora, se asentara sólidamente en los medios de información y apareciera incluso en el léxico de los políticos.

La verdad es que el prefijo "nano" simplemente quiere decir la mil millonésima parte de cualquier cosa. Cuando se habla de nano-objetos, la mayoría de las veces se hace referencia a la creación de ordenadores en miniatura, el diseño de materiales, instrumentos o estructuras biológicas a nivel molecular y atómico.

Desde el punto de vista del nivel científico-técnico en lo que se refiere a descubrimientos, Rusia y los países líderes en nanotecnología se encuentran prácticamente en las mismas posiciones de partida. En base a las numerosas publicaciones dedicadas a la nanotecnología en Rusia puede surgir la ilusión de que ha sido fácil alcanzar los logros notables obtenidos en el país. Sobre todo cuando a nivel estatal se han adoptado importantes decisiones y se han destinado asignaciones financieras considerables. Pero casi nunca, los medios de información rusos destacan las verdaderas dificultades relacionadas con la realización de esas metas.

En primer lugar, en comparación a Estados Unidos, Japón y la Unión Europea, nuestro país comenzó con gran retraso la comercialización de las investigaciones nanotecnológicas. Haciendo uso de la terminología deportiva, en el arranque de la "nano-carrera" nos quedamos sentados varios años.

Segundo, la conocida y general recesión que afectó la investigación científica a consecuencia del desmoronamiento de la URSS. A pesar de que algunos colectivos científicos indiscutiblemente lograron una elevada reputación científica en la nanoproblemática mundial (como el grupo que encabeza el Premio Nobel y académico Zhorés Alfiórov, de San Petersburgo, o el grupo del profesor Ruslán Valíev, de Ufá, capital de Bashkortostán, situada al oeste de los montes Urales).

Tercero, nuestra base experimental y tecnológica es muy débil y necesita una modernización substancial. En el cuarto lugar hay que destacar el problema no menos importante de la falta de profesionales calificados, y en quinto, la necesidad de asimilar y de manera directa y a corto plazo los recursos destinados.

Una investigación realizada por la empresa analítica Lux Research Inc en 2005, destinada a establecer el nivel de la nanotecnología en diferentes países, a partir de criterios como el potencial científico, publicaciones, realización de innovaciones y volúmenes de financiación, examinó 51 países que desarrollan nanotecnologías, de ellos, seleccionó 14 países líderes y los dividió en cuatro grupos.

En el primer grupo incluyó a Estados Unidos, Japón Corea del Sur y Alemania (países líderes y dominantes); el segundo grupo: Taiwán, Israel, Singapur (países que desarrollan activamente investigaciones nanotecnológicas específicas); en el tercer grupo se incluyó a Reino Unido, Francia (países con enorme potencial, pero con modestos logros) y finalmente, el cuarto grupo conformado por China, Canadá, Australia, Rusia e India (la denominada liga inferior).

Como se aprecia en esa tabla de posiciones, Rusia ocupa un lugar muy modesto. Por supuesto que en comparación con 2005 hemos logrado avances importantes: se adoptó un programa federal para el desarrollo de las nanotecnologías y se aumentaron considerablemente las asignaciones estatales, aunque la situación en otros países, particularmente en China, también ha progresado notablemente en este sentido.

Por la cantidad de "nano-publicaciones" en 2005, Rusia ocupó el noveno lugar (2.185 artículos), EEUU fue el primero (14.750) y China el segundo lugar (11. 746).

Desde ese punto de vista, en comparación con 2004 bajamos una posición, cediendo el lugar a Italia, pero quedamos adelante de Taiwán e India apenas por 20 y 80 publicaciones, respectivamente.

De esta manera, para mantener la paridad con los países desarrollados los investigadores rusos deberán hacer un gran esfuerzo. Aquí hay que tener presente que la enorme masa de información publicada cada vez es mayor.
Cada día aparecen cerca de 200 artículos, tiene lugar de una a dos conferencias internacionales y son publicadas de una a dos monografías dedicadas a la nano-problemática.

Pero el desarrollo del progreso nanotecnológico tiene dificultades comunes. A la par de las reconocidas ventajas de la nanotecnología prácticamente en todos los ámbitos de la actividad humana (técnica nueva y tradicional, energética, electrónica, tecnologías de la información, medicina, agricultura, defensa, transporte y la conservación del medio ambiente) ya se han reconocido y detalladamente se investigan momentos negativos posibles.

Algunos de ellos están relacionados con la nociva influencia de algunos nano-alimentos en la salud de las personas, y también los riesgos y complicaciones que pueden acarrear peligrosas aplicaciones militares.

Es posible que se vea la necesidad de adoptar medidas preventivas, incluso acuerdos internacionales que reglamenten el control sobre las investigaciones nanotecnológicas.

____________________

Rostislav Andrievski, experto del Instituto de Problemas de Física y Química (Academia de Ciencias de Rusia), RIA Novosti.

Noticias relacionadas

Gobernantes y gobernados

De la adicción a los sobornos, a la adhesión de los enfrentamientos: ¡Váyanse al destierro ya los guerrilleros!

Borrell en retirada o táctica del PSOE

Pátina de sensatez capaz de equilibrar unos nombramientos en su momento tomados como extravagancias

Plagscan desmiente a la Moncloa y R.Mª.Mateo censura la TV1

Un gobierno enfocado únicamente a conseguir mantenerse en el poder

Inexorable Fin de la Farsa del “Sahara Occidental”

En 1975 un pueblo desarmado derrotó al último aliado de Hitler y Mussolini que seguía delirando tres décadas después de la disolución del Eje

Respeto a la Presidencia del Gobierno

'Avanzamos' como eslogan de bienvenida
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris