Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Hablemos sin tapujos   -   Sección:   Opinión

Pero, ¿qué se esconde detrás de las bambalinas?

Miguel Massanet
Miguel Massanet
sábado, 16 de junio de 2007, 10:33 h (CET)
Me gustaría que se esforzaran en imaginarse que se encuentran en un gran teatro, lleno hasta los topes, con toda la audiencia pendiente del escenario donde, unos comediantes, se esfuerzan en llamar la atención de los espectadores representando un espectáculo de encuentros y desencuentros, de lealtades y traiciones, de negociaciones y de rupturas. Mientras, aprovechándose de la oscuridad de la sala, unos cacos hacen su agosto robando a la desprevenida concurrencia, que se ha olvidado de mantener a buen recaudo sus pertenencias, absortos en las vicisitudes que se producen en el escenario. Ahora les pido un pequeño esfuerzo adicional. Sustituyan a los espectadores por los ciudadanos de la nación; a los actores por los políticos que nos gobiernan y a los cacos por todas las instituciones del Estado de las que dependemos.

Mientras los grandes rasgos, las pinceladas de brocha gorda van dibujando, en el gran escenario de nuestra nación, las luchas entre los romanos de la derecha y los catagineses de la izquierda; al tiempo que nos preocupamos por el terrorismo y el cese de la violencia; en tanto que suspiramos por la concordia entre tirios y troyanos; subrepticiamente, con la astucia de la serpiente y la cautela de la zorra, los sayones que se ocupan de vaciar nuestras faltriqueras, siguen con su labor persistente y eficaz de ver como nos pueden amargar la existencia. Así por ejemplo, absortos en contemplar como Zapatero y Rajoy se dan la mano, miren por donde, el Banco de España se desprende de ochenta toneladas de oro, un 20% de nuestras reservas ¿Han visto a alquien que se haya interesado en ello?, ¿alguna persona ha pedido explicaciones? Por lo visto no interesa a los ciudadanos. Otra, vean ustedes como las reservas que el gobierno de Aznar se ocupó de crear para garantizar las pensiones de los jubilados (unos cuarenta mil millones de pesetas) han despertado la codicia de los socialistas. Resultado: que, a través de quien sabe que misteriosos canales, ¿Intermoney?, han decidido sacarles tajada invirtiéndolos en Bolsa. No en valores fijos, como Letras del tesoro o Bonos del Estado, sino en renta variable. Un seguro para los pensionistas utilizado para que el Estado saque beneficio o… que se quede en nada si la Bolsa de valores sufre una deblacle, cosa más que posible, si se contempla lo que ha ocurrido durante los años anteriores.

Más reciente. El endeudamiento Hipotecario. ¿Están ustedes enterados de que la morosidad en las hipotecas ha aumentado en más del 10%? No debe de extrañarnos si, el Euribor, va subiendo imparable y los intereses siguen su mismo ritmo, acogotando a aquellos que se fiaron de un momento en el que estaba al 2% o el 3% ; ahora ha subido uno o dos puntos lo que representa, para la mayoría, un importante encarecimiento adicional del coste capaz de desequilibrar el presupuesto familiar. Pero vean ustedes, no parece que el señor Solbes se preocupe demasiado por ello, como si no fuera con él el tema. ¡Claro, es que a ellos les va más lo de la “Alianza de Civilizaciones”!, el jueguecito que se trae el señor Zapatero para que alguien, en la ONU, hable de él, aunque sea para para ponerlo de chupa de dómine. No tendría mayor importancia si no nos costase a los españoles quinientos millones de euros (unos 83.000 millones de pesetas) Evidentemente que para Zapatero es más importante que estar en el G8 y no le duele desprenderse de este dinero; sólo cabe preguntarse si, en realidad, ¿sirve para algo?

No queda aquí lo que viene ocurriendo a nuestras espaldas mientras contemplamos, embelesados, las gracias de nuestros políticos. Por ejemplo la ministra Cabrera cree que es muy oportuno y de gran provecho para la juventud hablarles en clase de cómo se torturaba a los etarras durante los gobiernos anteriores. Por supuesto que en sus planes no entra que también se les hable de las checas de Madrid, Valencia, Barcelona y Bilbao; de lo de Paracuellos del Jarama; de las “patrullas de amanecer” ni de cómo mutilaban a los sacerdotes los del Frente Popular antes de asesinarlos ¡Para qué, si para la ministra esto no son más que futesas! Pero sigamos. Ustedes recordarán que a principios de año subieron el recibo del consumo eléctrico, muy bien, pues burla burlando, haciéndo como si nada, ya nos están anunciando que para Julio, ¡más de lo mismo! No se sabe si será un 2% o un 3% pero, eso sí, un aumento anual superior al incremento del coste de vida que dijeron sería el nivel máximo de la subida.

Lo importante es destacar. Hacer gestos grandilocuentes de cara a la galería, como la famosa regularización de un millón de inmigrantes del señor Caldera. Esto vende mucho a los progres, tanto que, para lucirse más, se sacaron de la manga la famosa Ley de Dependencia. ¡Una ley solidaria y que favorecía a los necesitados! ¡Un triunfo del gobierno socialista! Sólo que…no previeron sus consecuencias. Empezando por desconocer el número de personas dependientes y su gravedad. Dijeron que se habían previsto quinientos sesenta y cinco mil personas dependientes cuando ya en 1999 se habían contabilizado más de trescientos mil hombres y quinientas treinta mil mujeres ¡Casi nada! Y estos son los expertos que tiene el Estado para hacer los números de sus gastos ¡vamos aviados! En consecuencia, las previsiones que se hicieron en cuanto a número de plazas en residencias o cualquier estimación financiera resultan completamente absurdas e ineficaces cuando se trata de llevar la Ley a la práctica. Y en estas están. Podríamos seguir, y quizá lo haga otro día; sin embargo, vean ustedes lo “bien” que va España, mientras nosotros nos conformamos con mirar a los títeres que hacen juegos malabares ante nuestras narices.

Noticias relacionadas

Durán i Lleida transversal

Se nos jodió Cataluña

Habla, pueblo, habla

UCD adquirió “Habla, pueblo, habla” para su campaña de 1977

Cataluña a la deriva (II)

La enajenación colectiva

Propia imagen

El derecho al honor y a la propia imagen es un derecho protegido por la Constitución

Salvar Cataluña ¿Voto útil para Ciudadanos?

Errores de apreciación del PP pueden acabar con un retorno a la situación previa a la aplicación del Artº 155
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris