Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Carta al director  

Esperanzas rotas

Pedro Serrano (Valladolid)
Redacción
jueves, 7 de junio de 2007, 22:12 h (CET)
ETA ha roto la tregua, y con ella nuestras esperanzas. Aunque seguramente todo haya sido una broma o un engaño desde que la anunciaron y, lo único que han hecho este tiempo es cogerse unas vacaciones para reponer fuerzas y descansar de ese oficio perverso y repugnante que consiste en matar y sembrar el terror.

El presidente Zapatero ha pedido la unidad de las fuerzas democráticas para hacer frente a este nuevo desafió de la banda asesina. Y, el líder de la oposición, Mariano Rajoy, ha pedido al presidente Zapatero que rectifique. Es evidente que el Presidente tiene que rectificar. A partir de ahora solo cabe aplicar con contundencia todas las armas democráticas del Estado de Derecho. Armas que hasta la fecha no han sido capaces de acabar con el terror, pero que ya son las únicas en las que cabe confiar después de varios intentos de negociación por parte de diferentes gobiernos, incluido el de el PP.

Pero, lo que no puede exigir el Sr. Rajoy al presidente Zapatero -a pesar de los errores cometidos por éste- es que se arrepienta de haber intentado la paz por medio del dialogo. Ni el presidente Zapatero, ni los ciudadanos de buena voluntad nos arrepentimos de haberlo intentado: era su deber, era necesario, obligado y justo. Lo que no es justo, solidario ni leal, sino oportunista y mezquino, es utilizar el terrorismo para desgastar al gobierno.

Noticias relacionadas

Procesos electorales

Resulta bochornoso que todavía se cobren ciertos sueldos cuando hay pobreza, miseria y hambre física

Conversaciones de autobús

El pulso de la actualidad en el recorrido de la línea 79

Cuestiones que nos interpelan

“El signo más auténtico y verdadero de espíritu humanístico es la serenidad constante”.

​El equilibrio

El escuchar a los demás y la apertura a los nuevos aires, harán de bastón que nos permita seguir conviviendo con la humanidad

Recuerda: Nada nos pertenece, todo es prestado

​La naturaleza en su conjunto y la humanidad misma, viven en el día con día los embates de la voracidad
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris