Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Baloncesto

Etiquetas:   PLAYOFF: CUARTOS DE FINAL   -   Sección:   Baloncesto

El Tau lanza un órdago y arrolla al Unicaja (92-65)

La superioridad de los vascos fue abrumadora frente a un rival algo lastrado por las lesiones
Redacción
sábado, 19 de mayo de 2007, 02:43 h (CET)
No han hecho más que empezar. Pero el Baskonia ha dado un serio aviso a su rival en los cuartos de final, el Unicaja. 27 puntos de diferencia resumen por sí solos lo que fue el partido; un monólogo baskonista que arrolló a un cuadro andaluz del que sólo Marcus Brown se salvó.

FICHA TÉCNICA
92- Tau Baskonia: Pablo Prigioni (9), Igor Rakocevic (33), Sergi Vidal (-), Luis Scola (11) y Tiago Splitter (17). Serkan Erdogan (8), Fred House (-), Zoran Planinic (8), Lou Roe (2), Kaya Peker (4) y Mirza Teletovic (-).

65- Unicaja Málaga: Pepe Sánchez (6), Marcus Brown (18), Jiri Welsch (2), Carlos Jiménez (14), Iñaki De Miguel (2). Carlos Cabezas (-), Marcus Faison (5), Florent Pietrus (4), Berni Rodríguez (5), Marko Tusek (-), Boniface N'Dong (7) y Alfonso Sánchez (2).
Parciales: 24-19, 24-14, 33-15 y 11-17.
Árbitros: Martín Bertrán, Requena y Guirao (3).
Incidencias: 8.500 espectadores en el Fernando Buesa Arena en el primer partido de cuartos de final.

DATOS DESTACABLES
Lo mejor: Igor Rakocevic
Los números del crack serbio hablan por sí solos: 33 puntos y 8/9 en tiros triples. Todo en sólo 20 minutos. El Fernando Buesa se rindió a su talento.
Lo peor: ¿Campeones?
Pocos dirían que el Baskonia se midió al actual campeón de liga y tercero de Euroliga. El Unicaja sólo fue rival hasta mediado el segundo cuarto.
El dato:
El Baskonia se adelanta en la serie de cuartos de final 1-0. Además, debutaron los recientes fichajes de vitorianos y malagueños, Lou Roe y Boniface Ndong.

Jon Narváez / Vitoria-Gasteiz

El Baskonia golpeó primero, y de qué manera. Los hombres de ‘Boza’ Maljkovic parecen haber dejado atrás la decepción sufrida en el cuarto intento de conseguir el reinado continental y sometieron a un Unicaja que sólo tuvo respiro en el último cuarto, en los llamados minutos de la basura. Los vitorianos se adelantan contundentemente en la serie, pero la imprevisibilidad del Unicaja no permite relajación alguna.

El Unicaja entró con mejor pie en el partido. Durante los cuatro primeros minutos no permitió correr cómodamente a su rival y aprovechó la flaqueza defensiva vitoriana para sembrar las dudas al público del Buesa. Además, los rebotes ofensivos permitían al bloque de Sergio Scariolo disponer de varias opciones de anotar... hasta que despertó el dúo Scola-Splitter.

El pívot brasileño comenzó con problemas defensivos cuando Jiménez le ‘sacaba’ al perímetro, pero poco a poco se fue sintiendo más cómodo y lideró a su equipo en su despertar. De esta manera se igualaba el partido mediado el segundo cuarto; 8-7. A partir de ahí, en el primer cuarto hubo un divertido intercambio de canastas en el que Brown mostró que ha vuelto a la liga para ser un hombre importante tras su larga lesión. Volvió loco a Sergi Vidal. Con la racha del norteamericano el Unicaja volvía a amenazar, 14-19, pero un parcial 10-0 espoleado por Splitter cerró el cuarto poniendo a los locales arriba, 24-19.

En un abrir y cerrar de ojos se despegó el Tau en el segundo cuarto, justo cuando debutaba Lou Roe. Un triple de Erdogan hería al conjunto malagueño y subía la ventaja a los 12 puntos. La presencia de Marcus Brown en el banquillo fue fatal para los de Scariolo y durante el tiempo que el genial escolta no estuvo en la cancha el Baskonia aprovechó para hacer sangre; un parcial 20-3. Rakocevic empezaba a dejarse ver y la diferencia fue poco a poco en aumento, 48-33 al descanso.

La diferencia era salvable aún para el Unicaja, pero las sensaciones de cada equipo eran diametralmente opuestas. De los malagueños, el único recurso en ataque era Brown, quien mantenía a su equipo en el partido. En el Baskonia el juego era alegre y las rotaciones no hacían bajar ni la intensidad defensiva ni el acierto ofensivo. Pero la luz de Brown se apagó y aterrizó en el parqué del Fernando Buesa Arena la muñeca demoledora de Igor Rakocevic.

El serbio levantó de sus asientos a cada uno de los espectadores que asistieron a ver en directo el partido con una exhibición de puntería –y defensa-. Cada vez que cogía el balón, antes de que tirara, ya se olía el triple. Con su acierto, los vascos comenzaron a manejar ventajas humillantes, tratándose del rival al que se enfrentaba. 79-45 en el minuto 28.

El Buesa era una fiesta y Maljkovic aprovechó para dar minutos a sus jugadores menos habituales, así como Scariolo reservó a Brown y no forzó a Cabezas colocando a Alfonso Sánchez. El Unicaja continuaba sin saber qué hacer con la pelota, pero tuvieron la suerte de que su rival se conformó con el botín conseguido y dejara pasar los minutos hasta el bocinazo final. Comenzaba la labor de maquillaje, aunque no diera muchos frutos al final. Tras los cuarenta minutos el marcador se quedó ‘solo’ en un 92-65.

Noticias relacionadas

España salva el susto ante Letonia

Acaricia el billete para el Mundial

España vence a Australia (65-62) y llegará invicta a 'su' Mundial

Fin de semana de doble victoria

España ultima su puesta a punto antes de viajar a Kiev

Antes de volver a Madrid para jugar ante Letonia

España femenina cede ante Alemania en cuartos de final del Mundial de baloncesto en silla de ruedas

Derrota por 59-33

Scariolo podrá dirigir a España en las 'ventanas' pese a su contrato con Toronto

Garantiza su disponibilidad para la fase de clasificación para el Mundial 2019
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris